De la Torre premia a Teresa Porras con Limasa en detrimento de Raúl Jiménez

De la Torre, ayer, instantes antes de comunicar a los periodistas los cambios en su equipo de gobierno./Migue Fernández
De la Torre, ayer, instantes antes de comunicar a los periodistas los cambios en su equipo de gobierno. / Migue Fernández

La entrada de José del Río como concejal tras la marcha de Julio Andrade provoca una crisis de gobierno que afecta a la mitad del equipo del PP

Jesús Hinojosa
JESÚS HINOJOSAMálaga

Hace un año que el modelo para la nueva empresa municipal de limpieza provocaba una importante fractura en el equipo de gobierno del PP en el Ayuntamiento. La apuesta del alcalde, Francisco de la Torre, por pasar a una empresa totalmente municipal se encontraba con el rechazo de varios de sus concejales, entre ellos el de Sostenibilidad Medioambiental, Raúl Jiménez, responsable de Limasa, quien llegó a afirmar que, en el supuesto de que se materializara el plan deseado por el alcalde, dejaría su puesto «por coherencia». Aquella crisis ha podido tener un claro efecto en la remodelación del equipo de gobierno que ayer efectuó De la Torre a raíz de la marcha del concejal Julio Andrade, que ha sido nombrado miembro asociado del Instituto de Naciones Unidas para la Formación y la Investigación (UNITAR, por sus siglas en inglés) y director del Centro Internacional de Formación de Autoridades y Líderes (CIFAL) con sede en Málaga.

Noticias relacionadas

Lo que el regidor anunció que iban a ser cambios mínimos por el regreso del hasta ahora responsable de la empresa municipal Málaga, Deporte y Eventos, José del Río, como concejal, tras la renuncia de Andrade, se ha convertido en una remodelación de la mitad del equipo de gobierno. De entre todos los cambios, destaca especialmente que Raúl Jiménez deja de tener bajo su mando el área de Sostenibilidad Medioambiental, Limasa y Limposam. Estas últimas dos empresas municipales pasan a manos de la concejala Teresa Porras, especialmente afín y fiel al regidor y que, de este modo, se convierte en la nueva mujer fuerte del equipo de De la Torre. A diferencia de otros concejales populares, Raúl Jiménez no estuvo ayer presente en el acto de toma de posesión de José del Río que se celebró en un concurrido Salón de los Espejos tras una reunión del Ejecutivo local en la que se informó del nuevo reparto de tareas. Según fuentes consultadas, Jiménez tuvo que ausentarse por una importante reunión que tenía fijada previamente.

El nuevo edil asume Medio Ambientey Turismo pasa a María del Mar Martín

El desmembramiento de las áreas que hasta ahora tenía Raúl Jiménez hace que José del Río asuma la de Medio Ambiente (Parques y Jardines, Emasa, Parcemasa, etc.) junto con el distrito de Ciudad Jardín, que ya no será responsabilidad del concejal Carlos Conde, que pasa a ocuparse del distrito Este, hasta ahora en manos de Andrade. Por su parte, Jiménez mantiene Carretera de Cádiz y suma el departamento de Derechos Sociales, que incluye las áreas de Igualdad de Oportunidades, Participación Ciudadana, Inmigración y Cooperación al Desarrollo. De la Torre remarcó que Raúl Jiménez es una persona idónea para este puesto por «su gran sensibilidad y cercanía con una experiencia importante en el distrito más populoso de la ciudad». Asimismo, subrayó que ha hecho «un magnífico trabajo» en el área de Medio Ambiente, en la que «deja el nivel mejor que estaba antes». «La ciudad está más limpia que antes», aseveró.

Raúl Jiménez: «No creo que haya sido un castigo»

El concejal Raúl Jiménez admitió ayer a este periódico que no se esperaba que De la Torre le retirara la delegación de Sostenibilidad Medioambiental y Limasa, pero no lo tomó como una penalización. «Ha separado Limasa del área, así que no creo que sea un castigo. De hecho, el alcalde me ha dicho que quiere contar conmigo para el futuro», declaró Jiménez, quien reconoció que le habría gustado seguir al frente de Medio Ambiente el año que queda de mandato para finalizar algunos proyectos pendientes. Cuestionado sobre el episodio que protagonizó hace un año, cuando se opuso al modelo municipal de empresa de limpieza que defendía entonces el alcalde, afirmó que no se arrepiente de ello. «Es lo que pensaba y lo que sigo pensando, tras estudiarlo, el modelo privado es lo mejor», dijo. Finalmente, el equipo de gobierno ha optado por una fórmula mixta en la que la recogida de basuras será municipal y el servicio de limpieza privatizado.

El alcalde justificó que Teresa Porras asuma Limasa porque está muy relacionada con la delegación de Playas que también tiene la concejala de Servicios Operativos, quien no ocultó su satisfacción por las nuevas responsabilidades que ahora tiene encomendadas.

Teresa Porras: «Intentaremos sumar para que la gente esté contenta»

La ahora concejala encargada de Limasa, Teresa Porras, reconoció que su nueva tarea «es un reto, un problema dentro de la ciudad que intentaremos solucionar». «Limasa ha funcionado bien e intentaremos sumar para que la gente esté contenta», declaró, al tiempo que mostró su satisfacción.

Comercio pasa a Pérez de Siles

La otra beneficiada por la remodelación del Gobierno local es la concejala María del Mar Martín, que asume el departamento de Turismo, materia en la que está diplomada, en un momento en el que la promoción de la ciudad pasa por una de sus mejores épocas. Además, mantiene la delegación de Economía Productiva y el distrito de Churriana. En cambio, el departamento de Promoción Empresarial y Empleo (Comercio y Vía Pública), que tantos quebraderos de cabeza le ha dado a cuenta de los problemas por la proliferación de las terrazas de bares y restaurantes, pasa a manos de Elisa Pérez de Siles, que se mantiene Deportes y Juventud.

Así queda el reparto de tareas en el Ayuntamiento de Málaga

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos