Fallece el periodista Joaquín Marín Alarcón, que fue director de SUR de 1982 a 1994

Joaquín Marín, en su despacho de director de SUR a principios de los 90./Sur
Joaquín Marín, en su despacho de director de SUR a principios de los 90. / Sur

El periodismo malagueño está de luto por la pérdida de quien ha sido uno de sus grandes referentes de las últimas décadas

Pedro Luis Gómez
PEDRO LUIS GÓMEZ

El periodista malagueño Joaquín Marín Alarcón (70 años) ha fallecido en Málaga a consecuencia de un tumor cerebral que se le diagnóstico hace menos de cuatro meses. La noticia, inesperada para muchos que desconocían la gravedad de su dolencia, ha conmocionado a la profesión a la que sirvió durante décadas por quien fuera, entre otras cosas, director de SUR y presidente de la Asociación de la Prensa de Málaga.

Natural de Mijas, nacido en 1947, Joaquín Marín estudió Periodismo en Madrid y pronto retornó a su tierra para ejercer como redactor en SUR y en la Hoja del Lunes, donde llegó a ser redactor jefe. En 1982 accedió a la dirección de SUR, el mismo día de la toma de posesión del nuevo gobernador civil, Plácido Conde, sustituyendo a quien había ostentado ese cargo casi cuatro décadas, Francisco Sanz Cagigas. Pocos meses después también lo relevó al frente de la Asociación de la Prensa.

Como director de SUR, este periódico acometió los hitos más importantes de su larga existencia, entre otras cosas, capitaneando la compra del periódico por 88 trabajadores del mismo a través de una sociedad anónima laboral, Prensa Malagueña, única en su género en Europa. Junto a los 88 trabajadores, cerca de 2.000 malagueños participaron en aquel proyecto surgido a raíz de la desaparición de los Medios de Comunicación Social del Estado, cadena pública que era la propietaria de SUR. Posteriormente también fue quien juntamente a Juan Soto y al equipo de Promotores, dirigió la entrada del periódico en el Grupo Correo, hoy Vocento, lo que supuso la definitiva consolidación de este medio como líder de la prensa regional.

Muchos son los capítulos que SUR vivió con Joaquín Marín como director, entre ellos la renovación tecnológica, la puesta en marcha de SUR in English, la salida del periódico a las ferias turísticas del extranjero, los acontecimientos vividos con motivo del 50 aniversario de SUR, que fueron todo un acontecimiento sin igual para la Málaga de aquella época, la puesta en marcha de una página web, y, sobre todo, convertir un periódico surgido en la década de los 30 en un medio totalmente renovado y capacitado para encarar los tiempos actuales de la prensa.

Su compromiso con la libertad y la democracia fue una de sus grandes apuestas profesionales

Muchos premios jalonaron la carrera profesional de un hombre enamorado de su profesión y de SUR, que también tuvo el gran honor de ser el primer periodista elegido para dirigir la Radio Televisión Pública de Andalucía, cargo que ostentó desde octubre de 1994 durante dos años, en un momento muy complicado y de inestabilidad política del Parlamento regional.

Tras su cese como máximo responsable de la RTVA, a la que dotó de nuevos contenidos informativos y de debate, Marín pasó «unos años sabáticos, que buena falta me hacían tras el brutal ritmo de vida que he llevado», pero aquello en un hombre de alma y corazón de periodista era imposible de mantener, y así en 1999 fue elegido director de un nuevo rotativo diario, ‘La Opinión de Málaga’, del Grupo Moll, consolidando su lanzamiento, algo muy complicado para cualquier cabecera periodística. Se mantuvo en este cargo hasta 2003, cuando dejó su puesto para dedicarse a escribir colaboraciones en importantes medios nacionales y regionales y en cultivar una de sus tres grandes aficiones, la lectura.

Con sus buenos amigos Antonio Maldonado y Manuel Alcántara. Joaquín Marín fue director general de RTVA entre 1994 y 1996 / Sur

Enamorado de las tradiciones malagueñas, fue un gran seguidor de la Semana Santa, siendo quien facilitó la salida de los coleccionables ‘Pasión del Sur’, y fue también un activo participante, tanto desde SUR como desde el grupo de amigos de La Pringá, en la renovación de la Feria de Agosto. Gran entendido en fútbol y en toros (sus otras dos pasiones), sus crónicas de ambos géneros están en las hemeroteca para disfrute de todos y estudio de futuras generaciones.

Dejó SUR al ser el primer periodista elegido presidente de la RTVA

Alguien dijo de Joaquín Marín que era «el Usain Bolt de la prensa malagueña», porque sus ‘marcas’ conseguidas son inalcanzables para ningún otro periodista malagueño: primer director en la democracia de SUR, llevando a este periódico a rozar los 50.000 ejemplares de venta diaria, primer periodista al frente de Canal Sur, ‘bailando’ con la ‘pinza’ que entonces existía en el Parlamento regional, puso en marcha un nuevo periódico, ‘La Opinión de Málaga’, renovó la Asociación de la Prensa malagueña (bajo su mandato se adquirieron los locales de su actual sede en calle Panaderos) , fue vicepresidente primero de la Federación de Asociaciones de la Prensa de Andalucía y también fue el primer corresponsal del diario ‘El País’, siendo uno de sus pilares en la redacción de Andalucía, junto a históricos periodistas como Alfredo Relaño o Pablo Juliá. También fue un firme defensor de la creación de la Universidad de Málaga, de cuyo ConsejoSocial formó parte durante años. Su hijo mayor, Joaquín Marín Domínguez ha seguido su estela profesional y es periodista en activo.

Joaquín Marín sufrió hace años un cáncer de pulmón del que fue intervenido y se recuperó felizmente, pero hace unos meses, pocos días después del Patrón de los periodistas, San Francisco de Sales, se le detectaba un pequeño tumor cerebral que en las últimas semanas sin embargo le afectó de forma importante causándole la muerte, hecho que acaeció rodeado de su esposa, Lola; sus hijos, Joaquín, Pablo y Marta, de sus nietos, y de sus seres más queridos. Aquí, en SUR, la figura y la estela de Joaquín Marín Alarcón quedará para siempre y en Málaga su figura de periodista comprometido, defensor de la democracia y de las libertades, deberá ser oportunamente ensalzada, aunque desgraciadamente, como casi siempre ocurre, se hará en su ausencia. Los que estuvimos con él, los que trabajamos codo a codo en este apasionante mundo del papel y la tinta, de la frenética actividad diaria de una Redacción, los que luchamos por conseguir participar de forma activa en la transición de Málaga, nunca olvidaremos a quien fue el máximo responsable de este periódico y uno de los líderes de Prensa Malagueña y de la prensa andaluza. El oficio religioso del periodista tendrá lugar hoy a las 15.30 en la capilla 2 de Parcemasa en la ciudad que lo vio nacer y a la que tanto quería, Mijas. Allí, su Ayuntamiento le rendirá un homenaje a partir de las 18.00 horas. El entierro será a continuación en el cementerio de Mijas pueblo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos