La lluvia desluce el Miércoles Santo

La procesión concluyó en la casa hermandad de los Estudiantes/FRANCIS SILVA
La procesión concluyó en la casa hermandad de los Estudiantes / FRANCIS SILVA

Sólo salieron tres cofradías, y El Rico únicamente para liberar al preso

Miércoles complicado en la Semana Santa de Málaga por la amenaza de lluvia y la inestabilidad Meteorológica. Unicamente las hermandades de Salesianos y Mediadora transitaron por el recorrido oficial camino de su estación de penitencia en la Catedral, después de que Fusionadas, Paloma y Sangre decidieran suspender sus salidas. La Cofradía de El Rico, que sí salió, solo lo hizo para dirigir su cortejo hasta la Plaza del Obispo para la liberación del preso durante su procesión, tal y como marca la tradición. Una vez que finalizó el acto retornó a su casa hermandad por las calles Císter y Alcazabilla. Durante la jornada se produjo una imagen inédita ya que Estudiantes ofreció su casa hermandad a Mediadora para encerrarse de forma anticipada ante el riesgo de chubascos, evitando así que tuviera que regresa al 'tinglao' de la calle Ayala. Esta hermandad fue finalmente la segunda en pasar por el recorrido oficial debido a que Salesianos ha aceleró su marcha por el riesgo de precipitaciones y se anticipó a esta otra corporación, que tenía previsto pedir la venia en primer lugar. La Expiración fue la última que decidió no salir ante el riesgo de chubascos.

Más Miércoles Santo

Fusionadas Tristeza por no poder salir a la calle en procesión

Sobre las cinco y cuarto de la tarde, el hermano mayor de las Cofradías Fusionadas, José Manuel Álvarez Chaves, anunció la noticia de que la junta permanente, tras recibir la información meteorológica de que a partir de las diez de la noche el riesgo de lluvia era elevado, había decidido no salir en procesión. «Lamento mucho comunicar que este año de 2019 no podremos hacer estación de penitencia en la Catedral», dijo el hermano mayor de Fusionadas a los integrantes del cortejo que estaban en el interior de la iglesia de San Juan preparados para salir y que acogieron esa noticia con decepción, tristeza e, incluso, con lágrimas. La cofradía barajó varias alternativas para intentar poner la procesión en la calle, pero las desestimó ante el riesgo que cayese un fuerte aguacero y el cortejo se viese atrapado.

A lo largo de la tarde y de la noche, muchas personas acudieron a ver a las sagradas imágenes en sus tronos y acompañar a los cofrades fusionados. La banda de cornetas y tambores de Fusionadas interpretó unas marchas procesionales.

Juama Moreno «Siento frustración por no poder sacar el Cristo de la Exaltación»

Una de las aproximadamente 1.500 personas que estaban preparadas para formar parte de la procesión de Fusionadas era el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, que iba ser hombre del trono del Cristo de la Exaltación en el varal A, imagen que empezó a portar en 1987. «Siento una fuerte frustración y decepción por no poder sacar el trono en la que iba a ser mi primera vez como presidente de la Junta. Estaba muy ilusionado, pero comprendo la acertada decisión que la cofradía ha tomado; han hecho lo que debían, porque era un peligro salir con el riesgo de lluvia», afirmó Juanma Moreno, que volvió al varal de la Exaltación el año pasado tras un paréntesis sin participar en la procesión. «Espero que el próximo Miércoles Santo pueda sacar el trono de la Exaltación», indicó el presidente de la Junta.

Sangre Lágrimas y difícil consolación para los cofrades

La Archicofradía de la Sangre no pudo realizar ayer su salida procesional por el riesgo de precipitaciones. Al término de la misa de nazarenos en la parroquia de San Felipe Neri, su hermana mayor, Laura Berrocal, tomó la palabra para anunciar que la comisión de aguas de la corporación había decidido por unanimidad no salir a la calle. Visiblemente emocionada, intentó consolar las lágrimas que empezaron a brotar de los ojos de algunos integrantes del cortejo. «No estéis tristes», les dijo, al tiempo que les animó a sentirse siempre cercanos y amparados por el Cristo de la Sangre y la Virgen de Consolación y Lágrimas, cuya advocación se hizo muy presente en las naves del templo y en la casa hermandad de la calle Dos Aceras.

Fueron muchas las personas que se acercaron hasta allí para contemplarlos dispuestos en sus tronos procesionales. El de la Dolorosa presentó un exorno floral más variado que en años anteriores, incluyendo rosas, lisianthum y orquídeas, además de los tradicionales y olorosos liliums stargarcer.

Este año, la Diputación de Burgos estuvo representada por su presidente, César Rico, quien también acudió en nombre del ayuntamiento de esta ciudad, que está especialmente hermanada con la Sangre.Además, este año también ha estrechado lazos con la Confederación de Empresarios de Málaga, que ha sido designada hermana mayor honoraria.

Expiración Oración y música tras la frustración por no salir

La Archicofradía del Cristo de la Expiración y la Virgen de los Dolores Coronada no es de las que duda cuando llega el momento de tomar una decisión y desde varias horas antes los hermanos ya fueron asimilando que este Miércoles Santo no podrían mostrar a Málaga la elegancia y la sobriedad procesionista que les caracteriza. La decisión de la junta de gobierno fue unánime para suspender la salida procesional, lo que frustró las expectativas de nazarenos y hombres de trono. A las 21.30 de la noche se abrieron las puertas de la casa-hermandad, donde se le rindió un sencillo homenaje a los sagrados titulares. Así, en el apartado musical, la banda de la archicofradía interpretó las marchas 'Mater mea' y 'Himno de Coronación de la Virgen de los Dolores', así como el himno de la Guardia Civil, que fue interpretado por los agentes y guardias jóvenes que formaron rindiendo honores a su Protector, el Cristo de la Expiración, y la Virgen de los Dolores. A continuación se procedió al rezo del santo rosario a cargo del vicario general de la diócesis, Antonio Coronado. Las puertas del salón de tronos estuvieron abiertas hasta las 03.10 de la madrugada, la hora en la que estaba previsto su encierro.

Salesianos Pidió la venia en primer lugar y completó su recorrido tras la estación penitencial en la Catedral

Con las nubes abrazadas en un cielo que amenazaba lluvia, Salesianos se puso en marcha desde el barrio de Capuchinos con la incertidumbre de si caería o no un chaparrón. La hermana mayor de la Sangre, Laura Berrocal, fue invitada a tocar la campana del trono en la calle Dos Acera, en la puerta de la casa hermandad de la archicofradía. Salesianos fue la primera en pedir la venia en la tribuna oficial, aunque tendría que haberlo hecho la Cofradía de la Mediadora de la Salvación, que fue la otra procesión que ayer discurrió por el recorrido oficial y que lo hizo tras Salesianos. El cortejo de la Cofradía Salesiana estuvo compuesto por 193 nazarenos, 28 monaguillos, 12 acólitos y 163 hombres de trono. Salesianos hizo estación de penitencia en la Catedral, donde hubo una celebración de la palabra y participaron los grupos de la casa y familia salesiana. El acompañamiento musical en el templo corrió a cargo de la soprano Lourdes Benítez y de Juan Manuel Montiel al órgano. La cofradía tardó unos 40 minutos en poder salir de la Catedral al estar pasado por la calle Císter la procesión de El Rico.

Mediadora La procesión concluyó en la casa hermandad de los Estudiantes

La generosidad entre cofradías volvió a quedar ayer de manifiesto. La Hermandad de los Estudiantes quitó los varales a sus tronos para hacer sitio en su casa hermandad a los del Nazareno Redentor del Mundo y la Virgen Mediadora de la Salvación, que se encerraron allí para evitar el riesgo de lluvia de regreso al 'tinglao' de la calle Ayala. «Es de agradecer lo que han hecho con nosotros», destacó el hermano mayor, Salvador de los Reyes. Las imágenes se trasladaron de forma privada a la parroquia delAve María.

Acto tradicional El Rico concede la libertad a José Manuel en un desfile reducido

Como manda la tradición y marcan los estatutos de la cofradía, Jesús El Rico, acompañado de su Madre, la Virgen del Amor, cumplió un Miércoles Santo más con una tradición con 265 años de historia como es la de liberar a un preso. En esta ocasión y ante la amenaza de lluvia, la hermandad salió exclusivamente para cumplir este privilegio y redujo su desfile, no pasando por el recorrido oficial.

En la plaza del Obispo, a los pies de la Catedral, José Manuel López Muñoz, un obrero de la construcción de 41 años, soltero y vecino de Vélez-Málaga, recuperó la libertad y comenzó una nueva vida después de que el Gobierno, con los preceptivos informes jurídicos, aprobara su indulto para que abandonara la prisión de Archidona –es la primera vez que El Rico libera a un reo de esta cárcel– donde aún le quedaban nueve meses de pena tras haber sido condenado por traficar con drogas en 2016.

Testigo de su liberación fueron centenares de malagueños y las autoridades presentes encabezadas por el obispo de la diócesis, Jesús Catalá; los alcaldes de Málaga y Alhaurín de la Torre, Francisco de la Torre y Joaquín Villanova, respectivamente; el consejero de Presidencia de la Junta, Elías Bendodo; el presidente de la Diputación, Francisco Salado; la subdelegada del Gobierno, María Gámez; la presidenta de la Audiencia Provincial, Lourdes García Ortiz; el comisario provincial, Javier Peña; y el secretario general de Instituciones Penitenciarias, Ángel Luis Ortiz. Este último fue el encargado de dar los toques de campana, tras entregarle el martillo el hermano mayor, Antonio Martínez, al trono del Señor de la Libertad para que El Rico bendijera a Málaga en el gran acto de piedad y perdón de la Semana Santa malagueña.

Paloma «No podemos poner en peligro el patrimonio de la cofradía»

La Cofradía de Jesús de la Puente del Cedrón y María Santísima de la Paloma también adoptó la decisión de no salir por la amenaza de lluvia. El hermano mayor de esta corporación del Miércoles Santo, José Carretín, explicó que se habían estudiado hasta tres opciones con tal de llevar a cabo la procesión, pero que habían sido desestimadas por no ser seguras y no tener garantías de que no lloviese, aunque recortasen camino y estuviesen menos horas en la calle. «Es una pena que todo un año de trabajo se vea afectado por culpa del tiempo, pero lo mejor es no salir para evitar poner en peligro el patrimonio de la cofradía», indicó Carretín.

La casa hermandad de la Paloma se abrió para mostrar a las imágenes en sus tronos. Una gran cantidad de gente se desplazó hasta la plaza de San Francisco para estar junto al Señor de la Puente y la Virgen de la Paloma en un día triste para la cofradía por no haber podido sacar en procesión a sus sagrados titulares. Se vivieron momentos de fuerte emoción y de pena por la frustrada salida procesional.