La Fiscalía mantiene que Puigdemont no tiene inmunidad en el Parlamento europeo

Carles Puigdemont. /Afp
Carles Puigdemont. / Afp

Reitera al juez Llarena la vigencia de la orden de detención y encarcelamiento y se ampara en jurisprudencias de los tribunales europeos para confirmar su veto

Mateo Balín
MATEO BALÍNMadrid

La Fiscalía del Tribunal Supremo lo tiene claro: el expresident de la Generalitat Carles Puigdemont no está actualmente protegido por la inmunidad parlamentaria aunque resultara electo en las últimas elecciones al Parlamento Europeo, el pasado 26 de mayo.

En un escrito presentado este lunes ante el instructor del caso del 'procés' en el Tribunal Supremo, Pablo Llarena, el Ministerio Público informa en contra del recurso de reforma que el líder independentista, procesado en rebeldía en la causa del 'procés', ha presentado para pedir a Llarena que reconsidere su decisión de no levantar la orden de detención y encarcelamiento que pesa sobre él en el caso de que regrese a España.

El abogado de Puigdemont, Gonzalo Boye, se dirigió al juez la semana pasada con la intención de que dejara sin efecto dicha orden para poder realizar los trámites necesarios ante la Junta Electoral Central (JEC) que le permitan tomar posesión de su escaño en la Cámara de Bruselas el próximo 2 de julio.

Pero los fiscales vuelven a repetir los argumentos que la Fiscalía ya ha empleado respecto de otro de los líderes independentistas acusados en el Supremo: el escaño de Puigdemont se encuentra a día de hoy «vacante» y «suspendidas todas las prerrogativas que les pudieran corresponder por razón de su cargo», ya que no ha cumplido con la prestación del juramento o promesa de acatamiento a la Constitución que les convierte en europarlamentarios de pleno derecho.

Trámites necesarios

El pasado 17 de junio, el abogado de Puigdemont se personó ante la JEC e intentó sin éxito realizar este trámite en nombre del líder independentista huido, lo que no se le permitió. Y sin realizar este trámite, el expresident ya no puede seguir con los requisitos formales (declaración de bienes e inexistencia de incompatibilidades) que le permitirían tomar posesión de su escaño en la sesión constitutiva del 2 de julio, recuerdan los fiscales.

En este sentido, los fiscales han detallado informes de los servicios jurídicos del propio Parlamento Europeo y jurisprudencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) y del Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) para reforzar su decisión. Es ante el TJUE, con sede en Luxemburgo, donde la defensa de Puigdemont ha anunciado que dará la batalla para reconocer su inmunidad parlamentaria una vez que el BOE publicó su elección como candidato.