Los partidos de izquierda apelan al «espíritu del 4 de diciembre» para frenar a la extrema derecha en el homenaje a García Caparrós

Los partidos de izquierda apelan al «espíritu del 4 de diciembre» para frenar a la extrema derecha en el homenaje a García Caparrós
FÉLIX PALACIOS

Adelante Andalucía hace un llamamiento a «tomar las urnas además de la calle», en referencia a la manifestación de jóvenes ayer en Málaga y otras provincias

Ignacio Lillo
IGNACIO LILLOMálaga

El homenaje a Manuel José García Caparrós por parte de los partidos de izquierda agrupados en la confluencia Adelante Andalucía (Podemos, IU y Partido Comunista) y los ayuntamientos de la provincia gobernados bajo este signo se ha convertido esta mañana en un alegato a recuperar «el espíritu del 4 de diciembre» (fecha de la manifestación proautonomía en 1977 en la que fue asesinado el joven malagueño) para frenar el auge de la extrema derecha. Sobre las manifestaciones de ayer contra el fascismo, los representantes aplaudieron la reacción multitudinaria y espontánea, en muchas provincias andaluzas, y sobre todo por parte de gente joven, «para frenar a la ultraderecha en Andalucía». Aunque con una advertencia: «Tenemos una oportunidad histórica en las elecciones municipales con una amplia confluencia, pero hay que tomar las urnas además de la calle», dijo Remedios Ramos, representante de IU-Málaga para la Gente.

Frente a la placa conmemorativa que recuerda aquel episodio, en la esquina de la alameda de Colón con la Alameda Principal, se han dado cita esta mañana representantes políticos e institucionales, entre los que estaban la alcaldesa de Almargen, María Romero; el Alcalde de Alameda, Juan Lorenzo Pineda; el portavoz de Málaga para la Gente en la capital, Eduardo Zorrilla; la teniente de alcalde de Campillos, María Antonia Domínguez; y de Almáchar, Aroa Palma, entre otros. Guzmán Ahumada, coordinador provincial de IU, fue el primero en reivindicar aquel momento histórico y su vigencia en la actualidad. «Tomamos el testigo de la lucha del pueblo malagueño para la consecución de la autonomía plena, en un momento en el que algunos que entran con fuerza en el Parlamento andaluz la ponen en duda o quieren aniquilarla», afirma. «Hoy más que nunca debe estar en nuestra agenda política el espíritu de la reivindicación de Andalucía para luchar por las libertades, derechos, servicios y la capacidad de tener autonomía y poder pleno». El líder de la coalición también llamó a la lucha obrera «frente a los que nos quieren enfrentados y divididos» y una Andalucía de derechos y de libertades frente a los que «la quieren tapar con banderas».

Vanessa García, parlamentaria electa de Adelante Andalucía, advirtió de que los pueblos que no conocen su historia están condenados a repetirla. Por eso, aseguró que el sistema educativo tiene una deuda con la memoria historia de Andalucía que se tiene que saldar. «También la sociedad andaluza tiene una deuda con la familia de Caparrós, ya es necesario saber la verdad, la justicia y la reparación de quién mandó disparar y quien apretó el gatillo».

Remedios ramos, concejala IU-Málaga para la Gente en la capital, recordó que a García Caparrós «lo asesinó la extrema derecha y los coletazos del franquismo que querían aplastar esa gran movilización en Andalucía, sembrando el terror, por eso seguimos pidiendo junto a sus hermanas verdad, justicia y reparación». Como los anteriores, coincidió en reivindicar «hoy más que nunca ese 4 de diciembre en el que miles de andaluces salieron a la calle con los colores verde y blanco y verde, ahora que tristemente vemos como en Andalucía ha irrumpido la extrema derecha que quiere eliminar la autonomía». Finalmente, el homenaje se trasladó a la tumba del joven sindicalista asesinado, que se encuentra en el cementerio de Parcemasa.