El primero de los carriles bici que la Junta tiene pendientes en Málaga no estará hasta 2020

Héroe de Sostoa quedará con un carril para vehículos privados y otro para buses y taxis. /Fernando González
Héroe de Sostoa quedará con un carril para vehículos privados y otro para buses y taxis. / Fernando González

La licitación del trazado que unirá Juan XXIII con Portada Alta y el entorno de Vialia por Héroe de Sostoa vuelve a retrasarse hasta comienzos de 2019

Francisco Jiménez
FRANCISCO JIMÉNEZMálaga

2018 tampoco será el año en el que la Junta de Andalucía empezará a ejecutar el primero de los carriles bici que tiene comprometidos con la ciudad de Málaga a través del Plan Andaluz de la Bicicleta, aprobado en enero de 2014 y pactado con el Ayuntamiento de la capital un año después para repartirse la creación de 68,58 kilómetros. De los 50,77 que corresponden a la Administración autonómica, los primeros en acometerse ante las dificultades surgidas en el trazado de Pedregalejo y El Palo serán los dos tramos que conectarán la avenida de Juan XXIII con la Explanada de la Estación a través de Héroe de Sostoa y con Portada Alta por Virgen de la Cabeza.

Con el camino ya despejado, la Consejería de Fomento anunció el pasado mes de mayo su intención de licitar las obras, con un presupuesto de 1,31 millones y 12 meses de plazo, apuntando a que los trabajos arrancarían antes de que finalizara el año. Sin embargo, la realidad a día de hoy es que la ejecución de estas vías ciclistas ni siquiera ha salido a concurso.

Desde Fomento aseguran que se está ultimando la tramitación del expediente de contratación para impulsar el proceso de licitación a comienzos de 2019, y achacan el retraso a la incorporación de «algunas mejoras y exigencias puramente administrativas» que se debían acometer. De esta forma, para que los primeros ciclistas puedan circular por estos tramos habrá que esperar al menos hasta 2020.

El aspecto más destacado de este trazado es que, a diferencia de lo ocurrido con la mayor parte de los 44 kilómetros de vías ciclistas que están operativas en la ciudad, no se le va a comer terreno al peatón ni se van a suprimir aparcamientos: se le va a restar espacio al vehículo privado eliminando un carril de circulación, tal y como consensuaron ambas administraciones. En principio, el tramo más conflictivo será el de la calle Héroe de Sostoa, que cada día registra una media de 10.700 desplazamientos y que pasará de dos a un único carril para los coches. Igualmente, también se verá reducido a un único vial el paso inferior de la plaza Manuel Azaña (donde está la comisaría provincial) hasta su enlace con Juan XXIII, que a su vez pasará de tres a dos carriles sentido sur hasta el cruce con Ortega y Gasset.

La cifra

1,31
millones de euros es el presupuesto de estos dos tramos: uno que conectará Juan XXIII con la Explanada de la Estación a través de Héroe de Sostoa, y otro que irá desde Virgen de la Cabeza (Portada Alta) hasta Juan XXIII.

El primer itinerario, de 1.288 metros de longitud, doble sentido de circulación y una anchura de 2,5 metros (más otros 60 u 80 centímetros de resguardo), arrancará en la intersección de la avenida de Juan XXIII con la calle Héroe de Sostoa y desembocará en el carril bici de la Explanada de la Estación. Los primeros 200 metros sentido Centro discurrirán por la calzada sur adosados al bordillo, llegando incluso a introducirse en el acerado (será demolido) para conseguir un trazado lo más rectilíneo posible.

A partir de ese punto, a la altura de la calle Bartolomé Pancorbo, se producirá un cruce de vía a la calzada norte. En todo este itinerario se ocupará la actual zona de aparcamientos existente tanto en línea como en batería, que serán retranqueados al actual carril bus. Éste, a su vez, será desplazado a uno de los carriles de circulación, de forma que Héroe de Sostoa pasará de tres a dos vías para el tráfico rodado (uno para privados y otro para buses y taxis). Los metros finales, ya junto a la estación María Zambrano, sí que irán sobre la acera y conllevará un ligero traslado de las marquesinas del autobús.

Dos tramos

En cuanto al segundo tramo, de 929,68 metros, partirá de la plataforma ciclista que cruza la calle Cómpeta y la avenida Herrera Oria continuando en dirección sur por Virgen de la Cabeza, que igualmente perderá un carril de circulación. La parte más problemática en materia de tráfico sería la que discurrirá por el paso inferior de la plaza Manuel Azaña, donde los coches únicamente se quedarán con un carril hasta su conexión con Juan XXIII. Esta avenida también perderá un vial hasta la conexión con Ortega y Gasset, por lo que se quedará en dos.

El Ayuntamiento de Málaga también ha sufrido un parón de un año en su plan de carriles bicis, pero en su haber tiene la ejecución de casi 12 de los 17,8 kilómetros que se comprometió a crear. A estos se unirán próximamente el tramo que enlazará El Atabal con Puerto de la Torre y, el que conectará la avenida de Cervantes y el paseo marítimo Pablo Ruiz Picasso a través del paseo de Reding, una vez que el pasado agosto logró el pertinente visto bueno de la Consejería de Cultura debido a que discurre junto a la plaza de toros de La Malagueta, que está catalogada como bien de interés cultural.