Jornada 18

El Madrid paga errores sin ayuda del VAR

Reguilón, Carvajal y Modric se lamentan tras el partido. / EFE

La exhibición de Vinicius, víctima de un penalti ignorado, no sirvió para un equipo que no tiene gol

Amador Gómez
AMADOR GÓMEZMadrid

Ni siquiera consiguió el Real Madrid frente a la Real Sociedad un empate de los que según Santiago Solari no habría que subestimar, porque el equipo blanco, en caída libre, volvió a perder ante su afición a causa de su relajación inicial y sus errores en defensa y ataque, sin pegada y sin ayuda del VAR. El explosivo Vinicius, que dio una exhibición, aunque le faltó culminar, fue víctima de un penalti en el minuto 65, pero no hubo videoarbitraje y el Madrid cedió tres puntos más ante una Real que se aprovechó de una pena máxima cometida por Casemiro al minuto y medio de partido y de la expulsión de Lucas Vázquez. También de que el árbitro y el VAR ignoraron un claro derribo de Rulli a Vinicius cuando el Madrid ya jugaba con diez, por lo que, agarrados a la polémica, los blancos sufrieron una nueva y dolorosa derrota, provocada, sobre todo, porque el equipo que tanto añora a Cristiano Ronaldo no tiene gol. Y en esta ocasión, como ante el Levante, no hubo falta de actitud, con 28 remates al final, ocho de ellos a portería.

Cierto es que el Real Madrid mereció como mínimo un gol en una primera parte en la que reaccionó muy bien tras el tempranero golpe recibido -con Marcelo dormido y equivocación posterior de Casemiro-, dominando y teniendo ocasiones, con Vinicius y Benzema muy enchufados arriba, aunque no tuvieron los blancos contundencia ofensiva. El poste también evitó un tanto al filo del descanso de Lucas Vázquez, que lo intentó con recortes y centros desde la banda derecha, aunque el gallego nunca encontró rematador en un equipo que se entregó en busca de la portería contraria y que también chocó contra Rulli. El portero argentino suplente de Moyá ya salvó a la Real en la primera parte a disparo de Modric cuando los blancos estaban volcados en el área contraria, moviendo bien la pelota contra un conjunto dedicado absolutamente a defender que dispuso de un solo disparo a portería en toda la primera mitad, el del penalti, mientras que el Madrid tuvo 11 disparos en ese período.

Dado que el Real Madrid se entregó en la primera parte con ambición y sacrificio, la afición del Bernabéu que al principio comenzó a pitar a Marcelo y amenazaba con una tromba de silbidos, decidió pagarlo al descanso con el árbitro, a quien se acusó de no pitar un penalti a Sergio Ramos, aunque el colegiado no picó en el supuesto empujón de Illarramendi al capitán blanco. Acababa de cumplirse entonces la media hora de partido y el Madrid, con fases de buen juego, ya había tenido oportunidades suficientes para empatar. Pero la Real continuó viva por la incapacidad del equipo de Solari de culminar las jugadas. Hizo muchos méritos Vinicius para encontrar portería, pero al joven brasileño también le falló el remate. Por lo demás, fue el único que al principio del encuentro se ofreció siempre, buscando el espacio, y quien levantó a la afición con sus controles y regates.

0 Real Madrid

Courtois, Carvajal, Varane, Sergio Ramos, Marcelo (Reguilón, min. 77), Modric, Casemiro (Isco, min. 57), Kroos (Ceballos, min. 80), Lucas Vázquez, Benzema y Vinicius.

2 Real Sociedad

Rulli, Aritz (Zaldua, min. 69), Llorente, Héctor Moreno, Aihen Muñoz (Zubeldia, min. 84), Illarramendi, Zurutuza, Januzaj, Merino (Rubén Pardo, min. 73), Oyarzabal y Willian José.

goles
0-1: min. 3, Willian José, de penalti. 0-2: min. 83, Rubén Pardo.
árbitro
Munuera Montero (Andaluz). Tarjetas amarillas a Willian José, Modric e Isco; y a Lucas Vázquez, en dos ocasiones, por lo que fue expulsado en el minuto 61.
incidencias
Partido correspondiente a la 18ª jornada de Liga, disputado en el Santiago Bernabéu. 53.412 espectadores. Se guardó un minuto de silencio en memoria de Ángel Luis Heras, directivo del Real Madrid fallecido el pasado 21 de diciembre a los 66 años.

También pudo encontrar portería Vinicius al comienzo del segundo tiempo, cuando la Real se salvó bajo palos de una doble ocasión madridista, después de que el conjunto blanco volviese a saltar al campo desconcentrado, dejando muchísimas dudas en defensa. Sin embargo, el equipo donostiarra no se aprovechó tampoco de las debilidades defensivas del Real Madrid para intentar dar la puntilla. Sin centro del campo, el choque se convirtió en un ida y vuelta muy peligroso para el Madrid. A la Real Sociedad le resultaba relativamente fácil plantarse cerca de la portería de Courtois, porque los blancos, cada vez más ansiosos, no sujetaban en el centro del campo y su defensa tenía que multiplicarse atrás. Muchísimo peor se le puso al Real Madrid el partido con la expulsión de Luca Vázquez a la hora de juego, cuando el gallego se ganó una segunda amarilla y dejó a su equipo en inferioridad.

Acababa de salir Isco por Casemiro, pero el intento de reacción con el futbolista malagueño que no gusta a Solari se frustró con la expulsión. Al Madrid, esta vez sí, ya no le quedó otro remedio que echarse atrás para no poner en peligro la sentencia de la Real en alguna contra. La gran polémica llegó en el minuto 65, cuando Rulli le hizo un penalti a Vinicius, pero el árbitro no señaló la pena máxima y los colegiados del VAR no dieron señales cuando debía haber avisado a Munuera Montero de que tenía que revisarse el derribo del guardameta al brasileño. Se dejó seguir la jugada y a punto estuvo el Madrid de empatar, pero volvió a impedirlo Rulli milagrosamente con otro par de oportunidades consecutivas de los locales. El partido entró después en fase anodina, hasta que la Real, en una de sus enésimas contras, sentenció de forma definitiva a un Madrid que se examinaba en un duelo muy importante para el equipo y para Solari y que no deja de dar vueltas al VAR.

Más información

 

Fotos

Vídeos