«Ojalá nos salvemos los dos equipos»

Iván Márquez, junto a los recortes de periódicos de su trayectoria. /
Iván Márquez, junto a los recortes de periódicos de su trayectoria.

Iván Márquez, jugador de El Palo

JULIO RODRÍGUEZMARBELLA

Nacido en Marbella y criado en la cantera del Vázquez Cultural hasta que en alevines dio el salto a las categorías inferiores del Málaga, Iván Márquez vive su temporada de debut en Segunda B con El Palo. La adaptación al equipo de Rafa Muñoz ha sido plena a sus 20 años. Acaba contrato con el conjunto de Martiricos en junio y ahora solo piensa en salvar a El Palo, donde se siente como en casa. Su abuelo materno, Florentino Álvarez Arriero, más conocido como 'Richard' y 'Guachi', tiene el récord de permanencia en la entidad marbellí: 32 años, siete como futbolista y veinticinco como masajista, toda una institución en Marbella. Este derbi no es un partido más para él.

Datos del futbolista

Nombre completo: Iván Márquez Álvarez.
Lugar y fecha de nacimiento: Marbella, 9 de junio de 1994.
Trayectoria como jugador: Desde los cinco años hasta los 11, en el Vázquez Cultural; luego completó un largo periplo en la cantera del Málaga, con el que tiene contrato hasta final de temporada. Jugó cedido en el San Pedro en la campaña 2013-2014.

¿Cómo afronta este derbi, más especial si cabe para usted?

Estoy muy ilusionado, nos la jugamos los dos. No me gustaría que ninguno de los dos equipos descendiera. Ojalá que ambos equipos nos salvemos. Deberíamos haber hecho los deberes antes.

¿Ha hablado estos días del derbi con algún futbolista del Marbella?

No, con ninguno. Estoy ahora mismo al margen de todo. Solo lo comento con mi familia, con mi círculo cercano. Cuantas menos distracciones tenga, mejor.

Habrá desplazamiento de aficionados del Marbella al San Ignacio. Su abuelo es un histórico de los blanquillos. ¿Le ha dicho a quién animará?

Hombre, su nieto está jugando en El Palo. Le va a doler el Marbella porque es de aquí de toda la vida, pero la sangre tira. Es un histórico, me ha hablado siempre muy bien del club y va a ver todos los partidos de su equipo. Su oficina es un museo del Marbella. Me encanta el cariño que tiene por el fútbol.

Después de su buen partido en el Muncipal, ¿nadie del Marbella le ha preguntado qué hace un chico de la ciudad en El Palo?

Me lo ha preguntado mucha gente. Que por qué no estoy en el Marbella o en el Málaga. Imagino que me habrán querido, pero nunca me han hecho una propuesta seria ni nada.

Pibe, Durán, Igna e incluso Apoño también jugaron en el Marbella. ¿Es un encuentro con más motivación, además de la lógica por evitar el descenso?

Por supuesto, es el derbi malagueño. No teníamos que haber llegado a esta situación. Te aseguro que nadie del equipo quería que llegáramos a esta tesitura, porque todos queremos que nos salvemos los dos clubes de la provincia. Nos conocemos casi todos y sabemos lo difícil que es jugar en Segunda B. Merecemos los dos quedarnos en esta categoría.

Después del Malagueño, el San Pedro y El Palo. ¿Solo le falta el Marbella?

Vaya preguntita (Risas). Qué te voy a decir. Ahora no porque aún soy jugador de El Palo, y no tenemos ni idea de dónde estaremos en junio. Sí te digo que me gustaría retirarme en el club de mi ciudad. En un futuro me haría mucha ilusión, y creo que es lógico. Es cierto que tengo la fortuna de barajar varias cosas, pero en absoluto hay nada cerrado, quiero centrarme en el objetivo clave de salvar a El Palo, y el resto ya habrá tiempo para pensarlo.

¿Qué partido espera jugar?

Será un duelo muy intenso, nos jugamos muchísimo. Espero que el míster me dé la oportunidad como hasta ahora, porque es muy ilusionante para mí. Yo juego donde me pongan, pero estos choques todo futbolista quiere competirlos desde el minuto uno hasta el final, porque son de los que nunca olvidas.

¿Qué le gusta del Marbella de Loren?

Desde que ha entrado Loren al Marbella, el equipo ha dado un giro de 180 grados. Tiene más garra, más energía, más ambición, en una palabra demuestran tener mucha hambre y, además, es que juegan al fútbol de lujo. Me alegro muchísimo de que el Marbella tenga un entrenador de la tierra que se va a dejar la vida por su club, no me cabe duda. He visto todos los partidos de casa del Marbella para tenerlo bien estudiado, porque sabía que este derbi al final de Liga podía ser decisivo. Además siempre que no juegue contra El Palo, me gusta que gane el Marbella.

¿A quién debe temer el Marbella de El Palo?

A todo el equipo. Lo que nos falta a uno lo tienen otros. Hay jugadores con muchísima calidad, como Apoño, de los que estoy aprendiendo mucho dentro del campo. Creo que es la mejor plantilla en la que he estado con gente que ha competido en Primera y en Segunda División, que han sabido cuidarse para seguir teniendo un gran nivel. No podéis imaginar todo lo que estoy aprendiendo de ellos Es una lección cada entrenamiento.

¿Qué jugador del Marbella encajaría en El Palo, y al contrario?

Añón encajaría perfectamente en El Palo. Es uno de los futbolistas más completos del Marbella, además es un gran profesional y mejor persona. Aunque no voy a ponerme triste porque pierda el partido, es una clara amenaza para nosotros. Sin duda, da el salto de calidad al Marbella. En el Marbella encajaría bien Apoño, pero vamos, este fenómeno sería pieza fundamental en cualquier equipo.

Mirando el calendario, ¿les vale el empate?

Qué va, ni pensar en eso. No podemos permitirnos otra cosa que no sea ganar los tres partidos que quedan y nos vamos a dejar el alma para que así sea, la afición puede estar segura.

¿Espera el mejor ambiente de la temporada en el San Ignacio?

Necesitamos tener el mejor ambiente de la temporada. Habrá momentos en el que las cosas no marcharán bien, y en ese instante es cuando nos levantamos gracias a ellos. En el campo notamos muchísimo el calor de la gente. Esperamos un ambiente sano en las gradas, porque al final, aunque nos juguemos mucho, no deja de ser un partido de fútbol entre dos clubes que se respetan.

Si tuviera que descender El Palo o el Marbella, ¿qué cree que sería lo justo?

Que se salve el equipo que defiendo, que es El Palo, pero ojalá, de corazón, que no baje ninguno de los dos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos