La propuesta de miembros al consejo de la RTVA no cumple la paridad

La propuesta de miembros al consejo de la RTVA no cumple la paridad

Los grupos deben acordar cambios cara a la votación de mañana

Maria Dolores Tortosa
MARIA DOLORES TORTOSA

La polémica sobre las propuestas de nombres para los consejos de administración de la RTVA y el Consejo Audiovisual sigue sumando despropósitos. Los partidos se dieron cuenta después de registrar los nombres en el Parlamento que la relación de nominados para el órgano de gobierno de Canal Sur no cumple con la Ley de Igualdad; no hay paridad entre sus miembros. Y como suele ocurrir, en detrimento de la mujer. Los grupos han propuesto a seis hombres: Rafael Porras (PP), Antonio Pradas (PSOE), Antonio Martínez (PSOE), Iván Tarín (Cs), Francisco Javier Camacho (Adelante) y Carlos Morillas (Vox); y tres mujeres: Mariví Romero (PP), Olga Manzano (PSOE), Inma Trenado (Cs).

Más...

La ley exige que la proporción no sea superior al 60% ni inferior al 40%. La paridad sí se cumple en las propuestas al Consejo Audiovisual, en la que la proporción mayoritaria es la de la mujer, pero el número de hombres es el pertinente. Antonio Checa, Joaquín Durán, Mateo Rísquez y Paulino García suman cuatro frente a cinco mujeres: María Luisa Suero y Amalia Rodríguez (PSOE), Pilar Jimeno (PP), Pilar Távora (Adelante) y Ana Millán (Vox).

En realidad los grupos han hecho propuestas paritarias, pero englobando los dos consejos, no por separado como marca la ley. Así PSOE ha propuesto tres hombres y tres mujeres, mientras PP dos hombres y dos mujeres; Adelante y Vox, con un solo representante en cada órgano, un hombre y una mujer cada grupo. Cs es el que no ha hecho propuesta paritaria. Al Audiovisual ha propuesto dos hombres.

Ahora los partidos negocian hasta mañana para ajustar los nombres en cada consejo, por lo que se prevé que alguno de los hombres que iban al consejo de administración de la RTVA pase al del Audiovisual y viceversa con los de las mujeres.

Los grupos también están analizando las críticas recibidas por las propuestas de personas vinculadas a sus propias formaciones políticas y sin los requisitos de «reconocida cualificación y experiencia profesional» o de conocimiento del sector audiovisual, como dicen las leyes. Las críticas han sido furibundas, como la de la Asociación de la Prensa de Sevilla (APS), que ha pedido a los grupos una reflexión y cambios antes de la votación tras acusar a PSOE, PP e IU de «anteponer intereses partidarios» en el órgano de gobierno de Canal Sur.