Diario Sur

La madre de Diana Quer niega haber discutido con su hija cuando volvió a casa

La madre de Diana Quer.
La madre de Diana Quer. / Efe
  • Insiste en que no escuchó regresar a la joven, aunque el hallazgo del pantalón que llevaba el día de su desaparición indicaría que estuvo en la vivienda

La madre de Diana Quer, la joven desaparecida en A Pobra do Caramiñal (A Coruña) el pasado 22 de agosto, ha negado rotundamente que tuviera una discusión con su hija cuando ésta volvió a casa de madrugada para, al parecer, cambiarse de ropa. El abogado de Diana López-Pinel ha explicado que es "totalmente falso" que la madre discutiera con su hija cuando ni siquiera sabe en qué momento o en qué estado regresó Diana a casa. "Se trata de una auténtica mentira sobre una información que ha sacado un medio de comunicación y que queremos desmentir tajantemente", ha destacado el letrado.

La madre ha reconocido a los agentes que Diana regresó a casa porque cuando estos entraron en la habitación de la joven tres días después de su desaparición se encontraron el pantalón de color rosa que llevaba puesto cuando salió por la noche para disfrutar de la romería del Carme dos Pincheiros. Ella no dijo nada a los agentes en un primer momento porque los investigadores la dijeron que no entrara en la habitación y, por lo tanto, no sabía que estaba ese pantalón allí. Ahora bien, el letrado de Diana López ha querido dejar claro que la madre no la escuchó.

En el plano judicial, el abogado solicitó ayer ante el juzgado la declaración voluntaria de la madre de Diana Quer, con la intención de que se revoque la orden judicial por la que se le retiró la tutela de su hija menor, Valeria. Tanto es así, que el representante legal de la madre ha decidido no presentar un recurso sobre la orden decretada por el Juzgado de Instrucción número 2 de Ribeira, que retiró la custodia de la hija pequeña -Valeria, de 16 años- a Diana y se la dio al padre porque están convencidos de que la declaración de la madre hará cambiar de opinión al juez sobre este asunto.