De la Torre urge a la Junta a adecuar el puente de la Azucarera para evitar inundaciones en los polígonos

Imagen de archivo del puente de la Azucarera.
Imagen de archivo del puente de la Azucarera. / Ñito Salas

El alcalde aboga por mejorar la permeabilidad de la actual pasarela como solución "a corto plazo" hasta la construcción de una nueva

JESÚS HINOJOSAMálaga

El alcalde, Francisco de la Torre, ha instado este lunes a la Junta de Andalucía a actuar en el puente de la Azucarera para mejorar su capacidad de desagüe y evitar así inundaciones en los polígonos del Guadalhorce. Según ha explicado, el Cedex, organismo técnico del Ministerio de Fomento, ha elaborado un estudio en el que plantea una alternativa a la sustitución del actual puente por uno nuevo más alto, una actuación cifrada en unos 60 millones de euros. Esta alternativa pasa por abrir ojos del actual puente que están cegados, lo que lo haría más permeable y evitaría que actúe como tapón en el encauzamiento de la desembocadura del Guadalhorce.

El alcalde ha señalado que esta opción es "más barata, viable e inmediata, a corto plazo" y ha llamado a la "responsabilidad" de la Junta para acometerla como administración que ostenta las competencias en materia hidráulica. "Estamos dispuestos a colaborar, pero esto debe hacerlo quien tiene competencias en los ríos", ha apuntado De la Torre. Cuestionado sobre si va a elevar formalmente esta iniciativa a la Consejería de Medio Ambiente ha asegurado que esa es su intención y ha añadido que va a trabajar para que se avance en este sentido "de forma oficial".

La Junta considera "imposible" el embovedado del Guadalmedina y apuesta por tomar medidas en sus arroyos tributarios

El regidor ha efectuado estas declaraciones antes de su participación en un foro sobre inundaciones que acoge este lunes el salón de actos de la Gerencia Municipal de Urbanismo. En este foro ha participado también Fernando Ferragut, subdirector de gestión del dominio público hidráulico de la Demarcación de las Cuencas Mediterráneas, de la Consejería de Medio Ambiente, quien ha manifestado que embovedar el Guadalmedina es "imposible" porque supondría convertir el río en una "olla a presión".

Ferragut ha asegurado que con la presa del Limonero "está solucionado" el riesgo de inundación en el canal del Guadalmedina. "El problema son los arroyos tributarios que conectan con el río y para los que habría que tomar medidas", ha afirmado. Entre esas medidas ha mencionado la construcción de tanques de tormenta en cada uno de esos arroyos para almacenar y laminar el agua de la lluvia en momentos de fuertes precipitaciones.

Fotos

Vídeos