El antiguo convento de San Andrés empieza a mostrar su nueva cara

Aspecto que presenta el edificio que albergará la sede de la Asociación del Carnaval.
Aspecto que presenta el edificio que albergará la sede de la Asociación del Carnaval. / Francis Silva

El Ayuntamiento prevé culminar en noviembre los trabajos de rehabilitación de la primera fase, que engloba el refectorio

Jesús Hinojosa
JESÚS HINOJOSAMálaga

Tras décadas de degradación y abandono, el antiguo convento de San Andrés, a espaldas de la iglesia del Carmen, en el barrio del Perchel, empieza a renacer de sus cenizas. Después de un año de obras, ya pueden observarse los resultados de la restauración a la que está siendo sometido por parte la Oficina de Rehabilitación Urbana del Ayuntamiento, que prevé culminar los trabajos de la primera fase de la puesta en valor de este antiguo cenobio carmelita para principios del mes de noviembre.

Ya está prácticamente culminada la rehabilitación del edificio que da a la calle Eslava y que albergó un mesón. Este inmueble, de tres plantas y una superficie útil de 286 metros cuadrados, albergará la sede de la Asociación Ciudadana del Carnaval de Málaga. Asimismo, también están muy avanzados los trabajos de recuperación de lo que fue el refectorio o comedor de los frailes carmelitas que habitaron este lugar desde finales del siglo XVI, que consta de 238 metros cuadrados de superficie. Este cuerpo de lo que fue convento, caracterizado por contar con una bóveda de medio cañón, será utilizado por la Asociación Cultural Torrijos 1831 como sede y centro expositivo dedicado a la figura de este general que pasó sus últimas horas de vida en este espacio, antes de ser fusilado junto con sus compañeros en la playa de San Andrés, el 11 de diciembre de 1831 por orden de Fernando VII.

Hallazgos

Durante los trabajos, han aparecido en el refectorio algunas de las pilastras de piedra que sostenían las mesas en las que comían los carmelitas. Además, también se ha recuperado una pileta en la que se lavaban las manos antes de entrar en esta estancia, en la zona que la comunicaba con lo que sería la cocina del convento. El edificio que acogerá la Asociación delCarnaval pudo construirse en su origen para servir de caballerizas y almacén para las huertas que cultivaban los frailes y que ocupaban una gran parte de esta zona de la ciudad.

La segunda etapa recuperará el claustro, que albergará la biblioteca Jorge Guillén

Esta rehabilitación ha sido realizada por la empresa Hermanos Campano con un presupuesto de 853.389 euros, de los que 658.726 euros son financiados con cargo al 1,5% cultural del Ministerio de Fomento. El proyecto ha sido diseñado por el arquitecto José Ramón Cruz delCampo y dirigido por el arquitecto técnico Pablo Pastor. Actualmente, los trabajos se centran en la terminación de los espacios interiores de los dos edificios de esta primera fase y en las tareas arqueológicas del espacio libre que los conecta, en el que está prevista la realización de una plaza.

En paralelo, la Oficina de Rehabilitación Urbana trabaja en la elaboración del proyecto de ejecución de la segunda fase de recuperación del convento, que engloba lo que queda en pie del claustro a espaldas de la iglesia del Carmen. Esta parte, encomendada al arquitecto, Demófilo Peláez, tendrá un acceso desde la plaza de la Misericordia y, según ha podido conocer este periódico, albergará las instalaciones de la biblioteca municipal Jorge Guillén, ubicada en la cercana calle Malpica, y de la Archicofradía de Nuestra Señora del Carmen.

Fotos

Vídeos