Diario Sur

La cinta inaugural, 'Hablar', primera en agotar entradas en el Festival de Málaga

Cola en la puerta del Cervantes para adquirir entradas del 18 Festival de Málaga Cine Español.
Cola en la puerta del Cervantes para adquirir entradas del 18 Festival de Málaga Cine Español. / Francisco Griñán
  • La gala del Premio SUR a Antonio de la Torre, que incluye la proyección de 'La Deuda', también entre las más solicitadas por el público en taquilla

La imagen del pasado jueves fue sintomática de lo que iba a pasar. Por primera vez en su historia, el público hacia colas en las puertas del teatro Cervantes desde horas antes de la apertura de las taquillas para adquirir las primeras entradas del 18 Festival de Málaga Cine Español, que arranca en apenas 48 horas. Y las primeras sesiones en agotarse ya han empezado a caer. Así, la cinta inaugural de Joaquín Oristrell, 'Hablar', ya ha colgado el cartel de 'No hay billetes', mientras que las galas del sábado y el domingo, especialmente la del Premio SUR a Antonio de la Torre, está a punto de completar el aforo del Cervantes. Las ceremonias de inauguración y clausura también están completamente a gotadas.

La gala de apertura, que será presentada este viernes por Silvia Abascal y Asier Etxeandia, fue de las primeras en agotar localidades, ya que la mayor parte de ellas son distribuidas por protocolo y, una pequeña porción, sale a la venta. Lo mismo ocurre con la ceremonia de entrega de premios, que se celebrará el 25 de abril y será presentada por Andreu Buenafuente. A estos eventos agotados se han unido los dos pases de la película inaugural -que se vende por separado de la gala-, 'Hablar', un filme para el que no quedan butacas ni para el viernes en el Cervantes ni para el sábado en el Albéniz.

El primer fin de semana es el que, por el momento, está acaparando la mayor atención del público malagueño y especialmente las entregas de galardones honoríficos. Así, para la gala del Premio Málaga SUR a Antonio de la Torre y la proyección del 'thriller' 'La deuda' -protagonizada por el norteamericano Stephen Dorff-, que se celebra el sábado 18, quedaban apenas 80 entradas al cierre de la edición de ayer, mientras que para el reconocimiento al actor y director Paco León y la proyección del 'thriller' de Antonio Hernández 'Matar el tiempo', quedaban unas 190 localidades del aforo total de 860 plazas.

Las comedias son las películas que suelen tener buen funcionamiento en la taquilla del Festival de Málaga y para confirmarlo ahí están las dos películas de humor de esta edición: 'Sexo fácil, películas tristes', de Alejo Flah, que se exhibe el miércoles y de la que quedan unas 170 entradas, y la película de clausura el sábado 25, 'Solo química', con poco más de un centenar de localidades disponibles.

Además, la gala retrospectiva, en la que se premiará a la cineasta catalana Isabel Coixet y en la que se exhibirá su película 'Aprendiendo a conducir', también es de las más solicitadas por el público, que se siente mayoritariamente atraído por el escenario de la alfombra roja del Festival de Málaga, el teatro Cervantes. Junto a las taquillas de este coliseo, las entradas se pueden adquirir en el Albéniz y el Echegaray, además del portal Unientradas. Todavía es buen momento para elegir película.