Sanidad estudia prohibir el consumo de tabaco en eventos al aire libre y vehículos con niños

Una cajetilla de cigarrillos mentolados./AFP
Una cajetilla de cigarrillos mentolados. / AFP

Una campaña de televisión a nivel nacional y autonómico intentará prevenir el consumo de tabaco en adolescentes y favorecer su abandono

EPMadrid

El secretario general de Sanidad, Faustino Blanco, ha anunciado que el Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social está estudiando ampliar los espacios libres de humo de tabaco a eventos al aire libre con grandes concentraciones de personas, como conciertos y actos deportivos, y vehículos tanto públicos como privados en los que haya niños.

Así lo ha avanzado Blanco durante su intervención en la presentación del informe 'La legislación española frente al tabaco: logros y carencias', que se ha celebrado este viernes en el Senado, y que realiza un análisis retrospectivo de 30 años de normativa española frente al tabaco, hace un llamamiento a perseverar en las políticas públicas y plantea una serie de propuestas para continuar luchando contra el tabaco.

Aunque Blanco ha reconocido que las dos principales leyes contra el tabaco promulgadas en España han mostrado «resultados significativos» en la reducción del número de fumadores, ha incidido en que se debe seguir trabajando especialmente en dos ámbitos: más espacios libres de humo y estrategias coordinadas en el Sistema Nacional de Salud para combatir el tabaco, primera causa evitable de morbilidad y mortalidad en España.

En ambas líneas trabaja el Ministerio, según ha expuesto Blanco. «La población española ve con amplia satisfacción los espacios libres de humo. Es necesario seguir avanzando en esta línea de trabajo, la herramienta de salud pública más sólida contra el tabaco», ha asegurado. Así, ha mostrado la «decidida intención» del Ministerio de promover nuevos espacios para «mejorar la protección a la salud».

El tabaco es la primera causa evitable de morbilidad y mortalidad en España

Ahora mismo, el planteamiento ministerial es que no se pueda fumar ni en eventos al aire libre con «grandes concentraciones de ciudadanos» como en vehículos, tanto privados como públicos, en los que uno de los pasajeros sea un niño. «Es un tema muy primigenio todavía. La idea de prohibir produce dificultades de comprensión, pero tenemos que avanzar para proteger al ciudadano de la exposición«, ha señalado.

En este punto, sobre los grupos más vulnerables al tabaco, ha mostrado su «enorme» preocupación por el aumento de las tasas de consumo en mujeres. «Es un problema muy singular porque no responde a que pertenezcan a los grupos más pobres, sino que suelen ser universitarias. Hay que hacer una reflexión, resulta casi inexplicable», ha valorado.

Campaña en televisión contra el tabaco en adolescentes

Asimismo, ha informado de que este martes se pondrá en marcha una campaña en televisión a nivel nacional y autonómico para prevenir el consumo de tabaco en adolescentes, así como para favorecer su abandono. Bajo el lema 'Sois la generación de los retos, la única que puede acabar con el consumo de tabaco', el Ministerio pretende «promover actitudes de vida saludable en jóvenes, proporcionándoles herramientas para prevenir el inicio de consumo de tabaco y favorecer su abandono». Además, quiere alejar a los jóvenes del tabaco y sus productos relacionados «eliminando los falsos mitos asociados a su consumo».

Otro tema que «requiere ser abordado», ha reconocido el secretario general de Sanidad, es la atención al fumador desde el SNS. Para ello, Blanco asegura que el Ministerio también está ocupándose de la implantación de una «estrategia clara» de lucha contra el tabaco, con el objetivo de «facilitar que los profesionales puedan trabajar de una forma estructurada frente al tabaco».

Igualmente, el Ministerio también trabaja «de forma prioritaria» en la transposición de la Directiva europea 2014/40, que recoge, según ha detallado Blanco, mayor control de los productos de tabaco mediante obligaciones de comunicación reforzadas de aditivos, así como la prohibición de determinados ingredientes, se amplía el tamaño de las advertencias sanitarias y más inforamción de ayuda para dejar de fumar en las cajetillas. Además, tambien se ha regulado de manera más estricta los cigarrilos electrónicos, con limitaciones similares a las existentess a los productos del tabaco convencionales.

Cigrarrillos electrónicos: «agresiva estrategia de la industria»

Sobre estos dispositivos de tabaco calentado o electrónicos, ha advertido de que «están experimentando una rápida evolución, fruto de una agresiva estrategia de comunicación realizada por la industria del tabaco, denunciada tanto a nivel nacional como internacional». «Por su novedad, y debido a la escasa información independiente, podría producirse cierta confusión sobre sus efectos para la salud», ha alertado.

Por ello, asegura que la Dirección General de Salud Pública, Calidad e Innovación ha promovido «la iniciación de los correspondientes expedientes sancionadores». También están elaborando un informe en el que se recogerán sus implicaciones sanitarias, que será publicado «próximamente». «Este es un tema que preocupa a todos, debemos abordarlo para garantizar una efectiva protección de la salud», ha zanjado.

«Esperemos que todas estas medidas sumen lo suficiente como para lograr reducir los daños provocados por el consumo de tabaco lo más pronto posible. Queda mucho por hacer. Es una tarea que no vamos a eludir en el Ministerio. No quepa duda de que será uno de los elementos referencia en políticas activas de salud pública», ha concluido.

 

Fotos

Vídeos