SUR Ronda

Francisco Rivera insiste en que lo que quiere es «conservar algo tan único como la Goyesca»

Rivera, con su esposa, esta Corrida Goyesca. /V. M.
Rivera, con su esposa, esta Corrida Goyesca. / V. M.

La alcaldesa de Ronda rechaza la colaboración económica en la organización del festejo taurino

Vanessa Melgar
VANESSA MELGAR

El empresario de la plaza de toros de Ronda, Francisco Rivera Ordóñez, ha contestado a la alcaldesa de Ronda, María de la Paz Fernández, que ayer rechazó, por parte del Ayuntamiento, la colaboración económica en la organización de la emblemática Corrida Goyesca, al hacer balance de la Feria y Fiestas de Pedro Romero, que la ciudad del Tajo acaba de cerrar, este año, sin la cita taurina en su programación, ya que Rivera decidió adelantarla una semana argumentando motivos de cartel.

Fernández declaró que «el empresario quiere dinero, pero los rondeños y el Ayuntamiento no van a poner ni un solo euro para la celebración de la Goyesca» y añadió que «es lícito que quiera ganar más dinero».

«Lo que la empresa pide es ayuda para conservar algo tan único como es la Goyesca», ha respondido el diestro, al tiempo que ha lamentado la situación. «Me da pena recibir estos ataques desde el Ayuntamiento».

«La Goyesca es algo único pero muy frágil, que si no remamos todos en la misma dirección, la perderemos, como se han perdido muchas corridas de toros en toda España. Para mí la Goyesca es algo más profundo que solo dinero, es preservar el legado de mi abuelo y mantener el nivel de la Goyesca, lo que es un reto para mi cada año», ha insistido el empresario.

La decisión de adelantar la Goyesca ha supuesto un gran malestar entre vecinos de Ronda que no han entendido la decisión, ya que consideran que el festejo taurino está ligado a la Feria, la primera semana de septiembre. El Ayuntamiento, la concejala de Fiestas, ya mantuvo un encuentro con Rivera, de cara al próximo año, sin que se haya alcanzado un acuerdo. El Consistorio aboga por devolver la Goyesca a la Feria, mientras que el empresario quiere que se celebre, para competir con otras plazas, entre otros motivos, «lo más pegada a agosto posible».