COAG moviliza al sector apícola para reclamar la defensa de la miel española

Miel vertida sobre un cuenco /Liv Friis-Larsen
Miel vertida sobre un cuenco / Liv Friis-Larsen

La organización agraria convoca a los apicultores a una protesta el 11 de diciembre en 18 capitales de provincia

Agustín Peláez
AGUSTÍN PELÁEZ

El sector apícola de COAG se movilizará el próximo 11 de diciembre en Almería, Córdoba, Guadalajara, Jaén, Las Palmas, Logroño, Málaga, Menorca, Murcia, Oviedo, Pamplona, Salamanca, Santander, Santiago de Compostela, Sevilla, Tenerife, Valencia y Zaragoza, para denunciar los abusos de la industria envasadora de miel a productores y consumidores.

Bajo el lema «En defensa de la miel española, por un sector apícola rentable y sostenible», apicultores se concentrarán frente a grandes superficies comerciales para reclamar un mayor control de las importaciones de baja calidad, especialmente de China, y un etiquetado más transparente que obligue a detallar el país de origen. Durante el acto se realizará la lectura de un manifiesto reivindicativo y se repartirán folletos divulgativos entre los viandantes para informar sobre el confuso etiquetado que utilizan las grandes industrias envasadoras para enmascarar importaciones y sucedáneos de miel de baja calidad.

Desde la campaña 2015-2016, el precio de la miel en origen acumula, según ha asegurado COAG, una caída cercana al 40%. En la actualidad, los apicultores están recibiendo ofertas de compra por parte de la industria envasadora muy por debajo de lo que cuesta producir un kilo de miel, 2,65€. «La situación es perversa e insostenible; producimos una de las mejores mieles del mundo pero la industria envasadora ha dejado de comprarla porque prefiere abastecerse de importaciones de baja calidad de terceros países», ha lamentado Ángel Díaz, responsable del sector apícola de COAG.

Para esta organización, las importaciones de baja calidad, la adulteración y los sucedáneos distorsionan el mercado y ejercen una presión continua sobre los precios y, en última instancia, sobre la calidad del producto en el mercado interior.

En 2017 se alcanzaron cifras récord de importación. En una década se ha duplicado la entrada de miel foránea. «Hemos pasado de 16.000 toneladas en 2007, a 32.000 en la última campaña». Según COAG.

Diversos colectivos llevan meses reclamanando al Gobierno una legislación de etiquetado claro en la miel sobre el país de origen, el pasteurizado o no del producto, y medidas antidumping contra la miel de China, al igual que han existido para otros productos agroalimentarios. Según señalan, actualmente, en gran parte de las mieles solo aparece en letra muy pequeña «mezcla de mieles originarias y no originarias de la CE», con el perjuicio que ocasiona al consumidor, ya no solo a los apicultores, ya que el consumidor no sabe qué porcentaje de miel es de cada región y no se le da opción a elegir, pudiéndose dar el caso que el 1% sea de España y el 99% de fuera de la CE, existiendo una desinformación a los consumidores, según la Asociación Española de Apicultores, que destaca además que en la mayoría de los casos de mezclas de mieles éstas proceden de China.

Andalucía

La comunidad andaluza es la tercera a nivel nacional en producción de miel. Según la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Andalucía, con más de 7.300 toneladas de miel y más de 300 toneladas de cera, se encuentra en el tercer puesto del ranking nacional en cuanto a producción, sólo por detrás de Extremadura y Valencia.

Por provincias, Almería es la primera por número de colmenas (128.638), seguida de Sevilla (113.179) y Málaga (91.384).

Sin embargo, Granada es la provincia con mayor actividad apícola ecológica desarrollada después de Huelva, con el 19% de las colmenas (más de 4.300) y el 19% de los apicultores (12) en producción ecológica.

Atendiendo a la cifra de apicultores, el liderazgo es también de Almería, con 1.059, seguida de Málaga (738) y Sevilla (688).

Según la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, en Andalucía hay cerca de 5.000 apicultores y más de 600.000 colmenas.

Los datos de 2017 indican que la producción de miel de la comunidad andaluza es de 7.377 toneladas.

De esta cantidad, unas 1.500 corresponden a Almería. Le siguen Sevilla, con 1.352 toneladas en el último año; Málaga, 1.248; Huelva, 1.049; Cádiz, 907; Granada, 740; Córdoba, 370, y Jaén, con 208.

España ocupa el primer lugar en la producción europea, con cerca de dos millones y medio de colmenas, más de 23.000 apicultores y en torno al 15% de la miel en el continente.

La Unión Europea es el segundo mayor productor de miel, después de China, siendo de este país asiático la mitad de las importaciones europeas de miel, con una diferencia en el precio con la miel de flores a granel de más de 2 euros. Además, en España las importaciones de miel están en torno a las 30.000 toneladas, siendo más del 50% también procedentes de China.

 

Fotos

Vídeos