Los actores no fallan en los Goya

‘Un monstruo viene a verme’. (Doce candidaturas) J. A. Bayona sabe cómo pulsar la tecla de la emoción en el gran público. 4,6 millones de espectadores han llorado con este drama que comienza ahora su periplo por Estados Unidos./
‘Un monstruo viene a verme’. (Doce candidaturas) J. A. Bayona sabe cómo pulsar la tecla de la emoción en el gran público. 4,6 millones de espectadores han llorado con este drama que comienza ahora su periplo por Estados Unidos.

Antonio de la Torre y Belén Cuesta, nominados en una edición abierta que se disputan ‘Un monstruo viene a verme’, ‘El hombre de las mil caras’ y ‘Tarde para la ira’

FRANCISCO GRIÑÁNMálaga

Apostar por los actores malagueños no tiene riesgo. Y los Goya lo volvieron a reconocer ayer con sus nominaciones, en la que la previsible candidatura de Antonio de la Torre por su contundente y camaleónico papel protagonista de Tarde para ira se unió al estreno de Belén Cuesta que, tras un par de años fulgurantes en nuestro cine, lograba el respaldo a su trayectoria con una merecidísima selección como actriz revelación por su divertido papel en Kiki, el amor se hace. La sede de la Academia de Cine en Madrid fue el escenario de la lectura de las nominaciones, que no dejaron un favorito claro y sí un enfrentamiento entre los grandes presupuestos frente al cine independiente. Así, la superproducción de Juan Antonio Bayona Un monstruo viene a verme (25 millones de inversión) acapara doce candidaturas, seguida de cerca por las once que han logrado respectivamente la también lujosa El hombre de las mil caras (5 millones), de Alberto Rodríguez, y la independiente Tarde para la ira (1,2 millones), debut en la dirección del actor Raúl Arévalo.

El propio Antonio de la Torre confesaba ayer a SUR desde Montevideo (Uruguay) que se sentía feliz por su nominación, pero sobre todo por el director ya que «le ha costado siete años levantar esta película». El aludido, Raúl Arévalo, aparecía ayer por la Academia y reflejaba de manera gráfica esa lucha de su pequeña película frente a las grandes producciones al afirmar que se sentía «como el Leganés jugando contra el Barça».

Además de acaparar candidaturas, el trío formado por Un monstruo viene a verme, El hombre de las mil caras y Tarde para la ira también figura en la categoría reina de mejor película, que se completa con Pedro Almodóvar y su Julieta (7 nominaciones en total) y Rodrigo Sorogoyen con el thriller Que Dios nos perdone (6). Entre las cinco elegidas no está 1898. Los últimos de Filipinas, que ha logrado un total de 9 selecciones al Goya.

Cuatro candidaturas logró la taquillera cinta Kiki, el amor se hace, la comedia del andaluz Paco León que le ha valido a la malagueña Belén Cuesta su primera nominación, después de despuntar en Ocho apellidos catalanes y la serie Perdiendo el norte. En el apartado de actriz revelación lo tendrá reñido con la cantante Silvia Pérez Cruz (Cerca de tu casa), Anna Castillo (El olivo) y Ruth Díaz (Tarde para la ira).

No lo tendrá fácil

Por su parte, el Goya a la actriz protagonista promete también un duelo en la cumbre entre Emma Suárez (Julieta), Carmen Machi ( La puerta abierta), Penélope Cruz ( La reina de España) y Bárbara Lennie (María y los demás). Tampoco lo tendrá fácil Antonio de la Torre ya que al actor principal optan el espía Francisco Paesa interpretado por Eduard Fernández en El hombre de las mil caras, y los compañeros de reparto del malagueño en Que Dios nos perdone, Roberto Álamo, y en Tarde para la ira, Luis Callejo.

Actriz revelación

Una candidatura para la reina de la comedia. Belén Cuesta Kiki, el amor se hace La han llegado a bautizar como la versión femenina de Dani Rovira en el cine español. Y lo cierto es que esta sevillana comparte con el actor la querencia por la comedia y la geografía sentimental de Málaga. Belén Cuesta se crió en Fuengirola y estudió en la Escuela de Arte Dramático de la capital de la Costa del Sol antes de marcharse a Madrid. En los dos últimos años ha protagonizado los grandes éxitos de nuestro cine, como Ocho apellidos catalanes, Tenemos que hablar, El pregón y Villaviciosa de al lado, y la serie Perdiendo el Norte. A ellas se une la nominación por Kiki que, según dijo ayer el director del filme, Paco León, simboliza el esfuerzo de esta joven reina de la comedia.
Silvia Pérez Cruz, Cerca de tu casa
Anna Castillo, El Olivo
Ruth Díaz, Tarde para la ira

Natalia de Molina y Javier Cámara, últimos ganadores del Goya, fueron los encargados ayer de leer los nominados y entre los primeros nombres se escuchó la sorpresa de la malagueña Valle Comba, que con su debut en el cortometraje, Uka, se ha colado en la lista de cortos de animación. Rodada con la técnica stop motion, esta modesta cinta ha logrado convencer a los académicos con la historia de una niña que pinta con la luz.

Más esperada era la presencia del corto de ficción del gaditano Alexis Morante Bla bla bla, una cinta cómica con un giro inesperado que está protagonizada por el malagueño Salva Reina. El propio actor mostraba ayer su alegría por esta candidatura, que además se sitúa entre las favoritas frente a En la azotea, Graffiti, La invitación y Timecode.

Las cintas que han pasado por el Festival de Málaga no han tenido este año mucha repercusión goyera. Cerca de tu casa ha obtenido dos nominaciones, mientras que Gernika, El rey tuerto y La próxima piel han obtenido una. Con esta última película repite candidatura Enma Suárez (Julieta), aunque tendrá como rival a toda una estrella de Hollywood: Sigourney Weaver (Un monstruo...).