Cuatro autobuses con sello malagueño ponen rumbo al Sáhara

Cuatro autobuses con sello malagueño ponen rumbo al Sáhara

La EMT dona vehículos antiguos al campamento de refugiados de Tindouf a través de la Asociación de Amistad con el Pueblo Saharaui

ELENA CABEZA

Llevan años recorriendo la capital malagueña de punta a punta. De El Palo a Teatinos, de Ciudad Jardín a El Perchel o de La Victoria a La Trinidad. Pero a partir de mañana estos autobuses cambiarán sus estaciones de origen y destino para siempre. Tras dos décadas transportado a los malagueños, estos cuatro vehículos pondrán rumbo al Sáhara para seguir haciendo kilómetros en el campamento de refugiados de Tindouf.

Los autobuses, donados por la Empresa Malagueña de Transportes (EMT) en colaboración de la Asociación de Amistad con el Pueblo Saharaui, saldrán mañana a las 06.00 horas de Málaga hacia Alicante, donde embarcarán para trasladarse a su nuevo destino. Para llevar los vehículos hasta esta ciudad portuaria valenciana, cuatro conductores de la Asociación Tranbus (a la que pertenece la EMT) se pondrán al volante de manera voluntaria y desinteresada. Uno de ellos, José Ramón Rodríguez, que lleva treinta años trabajando en el transporte urbano de la capital, ya ha trasladado autobuses malagueños antiguos a otros lugares para ayudar a los que más lo necesitan. Así, guarda en su memoria con especial cariño un vehículo reconvertido en bibliobús y cargado de libros, ordenadores y ropa que él y un compañero llevaron a los niños del campañento de Smara, en el Sáhara Occidental.

Como José Ramón, los conductores emprenderán mañana un viaje «maravilloso» cargados de ilusión, además de 17.000 kilos de alimentos no perecederos y 2.835 litros de aceite. Con esta iniciativa los malagueños vuelven a hacer gala de uno de los lemas que reza en el escudo de la ciudad, en el que se dice que 'Málaga es muy benéfica', ya que los alimentos que se enviarán al campamento de refugiados saharauis han sido posibles gracias «a la respuesta solidaria de la provincia» y el aceite es una donación del Ayuntamiento de la ciudad, según ha explicado este viernes la presidenta de la Asociación Malagueña de Amistad con el Pueblo Saharaui, Isabel González.

Esta remesa se une a los 161 autobuses que la EMT ha donado en las dos últimas décadas a otros países más desfavorecidos. Cuba, Marruecos, Haití, República Dominicana y el propio Sáhara son varios de los destinos en los que ya operan autobuses con sello malagueño.

Temas

Sahara