Luchando contra el viento

Las pistas de Béjar se encuentran entre las más afectadas del país por el viento/La Covatilla
Las pistas de Béjar se encuentran entre las más afectadas del país por el viento / La Covatilla

Viviendo sus últimas semanas de temporada, son muchas las estaciones que continúan sufriendo un fenómeno climatológico que les impide poner en marcha sus dominios, aún con grandes cantidades de nieve acumuladas

J. GONZALOMADRID

Es un fenómeno que, temporada tras temporada, siempre acaba apareciendo. Más tarde o más temprano, las fuertes rachas de viento obligan a sufrir duras jornadas invernales a algunas estaciones de esquí, que no pueden ofrecer sus mejores condiciones a todos aquellos que aman el deporte de nieve. Incluso en ocasiones como la de este año, este extraño comienzo de primavera también se ve castigado por la meteorología y un temporal desagradable que no acompaña.

Afecta, en mayor medida, a las zonas altas de los centros españoles, que se clausuran de manera inmediata por el creciente riesgo. Durante la campaña que todavía nos ocupa -y parece ser que puede seguir alargándose aún- la zona del Sistema Central y la Cordillera Cantábrica se han visto fuertemente atacadas por un fenómeno que durante el mes de marzo apareció prácticamente sin descanso, privando a aficionados de disfrutar de descensos completos.

En Sierra Nevada hace tiempo que las fuertes rachas de viento remitieron
En Sierra Nevada hace tiempo que las fuertes rachas de viento remitieron / Sierra Nevada

Entre los casos más repetidos, Béjar-La Covatilla podría llevarse la palma en unos meses que podrían haber sido excepcionales. Así lo marcan sus espesores y las precipitaciones continuas sobre su dominio, aunque la realidad es bien diferente. Incluso durante este jueves, donde se siguen manteniendo las tres zonas de debutantes -color verde-, y nada más. Complicado que los usuarios de la zona puedan deleitarse con el buen oro blanco salmantino. En otras como Valdesquí, donde han tenido que cerrar la estación por el viento, ha sido más llevadero.

El viento no ha impedido que Alto Campoo continúe abierta a estas alturas
El viento no ha impedido que Alto Campoo continúe abierta a estas alturas / Alto Campoo

Pero ni siquiera Sierra Nevada se salva. Es otro de los puntos a los que este incómodo fenómeno llega año tras año para impedir que se ponga en marcha durante algunos días. Suerte que en uno de los mejores dominios del país la temporada es larga y la primavera, que en algún momento acabará llegando, deja enormes sensaciones.

Otro lugar donde afecta especialmente y mantiene los centros bajo mínimos es en el norte del país. Sin apenas dejar títere con cabeza en el mes de marzo, poco a poco se han recuperado. Algunas como Alto Campoo o Valdezcaray, que por el momento aprovechan el momento de la mejor forma posible, se vanaglorian de que el viento comienza a dar una tregua.

 

Fotos

Vídeos