Puerto Banús reúne este fin de semana los megabarcos de cuatro fortunas internacionales

El 'Azteca', propiedad del millonario Ricardo Salinas acapara la atención por sus grandes dimensiones. /Josele
El 'Azteca', propiedad del millonario Ricardo Salinas acapara la atención por sus grandes dimensiones. / Josele

Las impresionantes barcazas del diseñador Roberto Cavalli y del magnate Ricardo Salinas, comparten muelle con el velero de la baronesa Thyssen y el yate de la familia real saudí

Nieves Castro
NIEVES CASTROMarbella

Uno no sabe muy bien dónde posar la mirada. Puerto Banús reúne este fin de semana los barcos de cuatro grandes fortunas internacionales. A cuál más impresionante y ostentoso. El diseñador Roberto Cavalli llegó este pasado lunes al puerto marbellí procedente de Mallorca a bordo de su último capricho, 'Freedom'. Un piscodélico yate de 28 metros de eslora, concebido con puro lujo y capaz de navegar a todo trapo hasta alcanzar los 40 nudos de velocidad. El diseñador Tommaso Spadolini es el responsable de esta obra de arte flotante, con un casco de materiales ligeros como la fibra de carbono y el aluminio, mientras que el propio Cavalli puso su sello en el interior como bien se puede apreciar desde tierra por los estampados de piel de animales africanos para la tapicería o los cojines, 'prints' recurrentes en algunas de sus colecciones de moda. SUR ha podido captar al diseñador italiano disfrutando en una de las cubiertas del barco, en cuyo suelo entarimado está grabada la imagen de marca del emporio de moda.

Comparte puerto el barco del italiano con el 'Azteca', propiedad del multimillonario mexicano Ricardo Salinas, dueño de uno de los grupos de comunicación más importantes del país. Este megayate con helipuerto y cinco cubiertas fondea majestuoso en la marina con sus 72 metros de eslora desde finales de semana. No es la primera vez que Salinas recala en aguas de Marbella con este barco, que hasta hace nueve años llevaba bandera española y el nombre de 'Clarena II' en su casco. Así lo quiso el empresario Rafael Hernando 'El Pocero', que lo mandó construir poco antes de arruinarse para presumir en los puertos de la isla de Palma de su buena suerte en los negocios de la construcción.

El barco, rebautizado por Salinas como 'Azteca' cuando lo adquirió, acapara todas las miradas por sus dimensiones. No en vano, atesora una suite principal de 50 metros cuadrados y cuatro estancias dobles con baños, una terraza de 100 metros y varias salas de estar, entre otras comodidades. Por supuesto, tiene jacuzzi, plataforma para el baño y hasta un garaje para embarcaciones menores. La barcaza surca los mares con una tripulación permanente de 20 personas y un moderno sistema de navegación y fondeo con estabilizadores para una travesía suave en mar revuelto.

A estos impresionantes yates se une el 'Shaf London', propiedad de la familia real saudí. El barco, con 53 metros de eslora y 13 camarotes, está habitualmente en Puerto Banús.

Otro tipo de embarcación, en este caso un velero, de uso y disfrute de Carmen Cervera, también se encuentra atracado desde hace días en la marina. Se trata del 'Mata Mua'. No es casualidad que el barco de la baronesa Thyssen lleve el mismo nombre que el cuadro de Paul Gauguin, ya que se trata de su pintura favorita. La consabida pasión de Tita Cervera por el arte y en concreto, por esta obra del artista francés, se refleja no sólo en el casco del barco, sino también en el interior, donde los sofás del salón están decorados con cojines forrados con imágenes de este cuadro. La aristócrata ha coincidido en Marbella con su hijo, Borja Thyssen, y su nuera, Blanca Cuesta, que también tienen fondeado su barco en Puerto Banús estos días. Una ocasión para ver un especial escaparate náutico de mírame y no me toques.

El 'Shaf London', de la familia real saudí, es un clásico en Puerto Banús. El velero de Tita Cervera, 'Mata Mua'.El barco de Cavalli, 'Freedom'. / Josele

Roberto Cavalli, en la cubierta de su espectacular yate, en Puerto Banús.
Roberto Cavalli, en la cubierta de su espectacular yate, en Puerto Banús. / Josele