Inician en Estepona la promoción más grande de viviendas industrializadas

Recreación de la futura promoción./SUR
Recreación de la futura promoción. / SUR

La promotora Aedas Homes monta desde este mes 53 chalets adosados que serán entregados a sus propietarios en menos de un año

Charo Márquez
CHARO MÁRQUEZEstepona

Ni ladrillos, ni cemento, ni andamios. Sólo piezas para montar y ensamblar como puzzles. La construcción está evolucionando y las tradicionales tareas de cimentación, colocación de muros, paredes, está dando paso a la elaboración en fábricas de las piezas de las casas para su posterior montaje en el solar elegido. Es la nueva forma de construcción que se está imponiendo y que disminuye los plazos de construcción y entrega. Las viviendas industrializadas están revolucionando el mercado inmobiliario y en Estepona encontramos la promoción más grande de España.

Aedas Homes monta en estos momentos Vanian Valley, la mayor promoción industrializada del país con 53 chalets adosados en la zona este de Estepona. Estas viviendas tendrán entre 140 y 170 metros cuadrados construidos, con tres o cuatro dormitorios y un precio mínimo de 530.000 euros.

Desde Aedas Homes resaltan las ventajas de estas casas directas de fábrica. La construcción industrializada reduce el tiempo de construcción y entrega de las viviendas a aproximadamente la mitad: de 18-24 meses que se tarda en las promociones tradicionales a 9-12 meses en los proyectos industrializados.

Esto se consigue según la empresa, por la simultaneidad de los trabajos: mientras que se hacen las obras tradicionales bajo rasante, el saneamiento y las conducciones, al mismo tiempo se están haciendo los módulos de las viviendas en una fábrica, que posteriormente se transportan y ensamblan.

En concreto, las obras en Vanian Valley acaban de comenzar en julio y acabarán en mayo de 2020, por lo que la entrega se realizará en apenas un año.

Algunos datos

9-12
meses es lo que se tarda en construir una vivienda industrializada frente a los 18-24 de la tradicional.
25%
de mujeres trabajan en estas fábricas frente a menos de un 10% que lo hacen en la construcción.

La reducción de los plazos beneficia tanto al comprador, que dispondrá de su casa en menos tiempo, como al inversor-vendedor, que puede obtener rentabilidad en un plazo más corto del habitual.

Otra ventaja de las viviendas industrializadas es la calidad en su ejecución. «Se trata de viviendas de alta precisión hechas al milímetro en cadenas de montaje, al igual que los coches de última generación», apuntan desde Aedas. Las piezas se hacen en un entorno controlado como es el de una fábrica, donde existe un alto control de calidad. No se depende de las inclemencias del tiempo y se cuenta con una mano de obra especializada y medios técnicos que permiten minimizar los errores al milímetro.

Los albañiles dan paso a operarios profesionalizados. La promotora resalta que la industrialización ayuda rá a mitigar el problema de la falta de mano de obra en la construcción. «La industria es un sector mucho más atractivo al ofrecer mayor estabilidad y mejores condiciones laborales», apuntan, al tiempo que aseguran que este tipo de producción favorece la conciliación laboral al producirse por turnos en fábrica. Además, también promueven una mayor igualdad de género. Mientras que el sector de la construcción cuenta con menos de un 10 por ciento de mujeres empleadas, en la industria este porcentaje sube hasta el 25 por ciento.

Base sobre la que se montará la casa piloto de esta promoción.
Base sobre la que se montará la casa piloto de esta promoción. / Charo Márquez

A la reducción de los plazos, la mayor calidad de las piezas, la profesionalización y la promoción de la igualdad, la vivienda industrializada suma además un menor impacto medioambiental. Se reducen residuos, ruido y emisiones de carbono durante la fabricación y además resulta menos molesta para los vecinos, pues es una obra con mejor impacto acústico y visual.

Por otra parte, la vivienda industrializada no es un simple módulo prefabricado ajeno al diseño y a la arquitectura. En el caso de Estepona la promoción está a cargo del estudio malagueño HCP Arquitectura & Ingeniería.

Los expertos aclaran que no es lo mismo una prefabricada que una industrializada. En este caso se fabrican las piezas en una fábrica pero se montan en distintos lugares, ateniendo a las distintas condiciones de cada lugar. Ypueden crearse elementos singulares que son difíciles de conseguir en la construcción tradicional.

Con el paso del tiempo dejaremos de ver albañiles con sus palustres levantando con ladrillo y cemento los muros para dejar paso al montaje de piezas.