Málaga consolida su tendencia al alza en el sector inmobiliario

El precio del suelo residencial en la provincia subió un 4,1 por ciento en el segundo trimestre de este año en relación al mismo periodo del ejercicio anterior. /A. G.
El precio del suelo residencial en la provincia subió un 4,1 por ciento en el segundo trimestre de este año en relación al mismo periodo del ejercicio anterior. / A. G.

Expertos advierten de que la falta de oferta podría disparar los precios de las viviendas en la provincia, que ya subieron un 4,1% en el último trimestre

Alberto Gómez
ALBERTO GÓMEZ

El sector de la vivienda en Málaga mantiene su crecimiento. El precio del suelo residencial en la provincia subió un 4,1 por ciento en el segundo trimestre de este año en relación al mismo periodo del ejercicio anterior, hasta alcanzar los 1.399 euros por metro cuadrado, 154 euros más que la media nacional, según datos de la tasadora Tinsa. Se trata del mayor incremento registrado en Andalucía y el sexto más alto de España; y consolida la tendencia alcista de los últimos dos años, una situación que ha generado dudas en torno a la posibilidad de que el sector se dirija hacia una nueva burbuja inmobiliaria.

El director general del Instituto de Práctica Empresarial (IPE), José Antonio Pérez, asegura que, de momento, el crecimiento es «sostenido», aunque advierte de que la falta de suelo finalista en la Costa del Sol para atender la actual demanda de promotoras e inversores limitará esa tendencia y podría generar una subida desproporcionada de los precios en algunos enclaves. Pérez achaca la falta de oferta a las «restricciones» que imponen los planes generales de algunos municipios y a la lentitud de la tramitación urbanística: «La combinación de una fuerte demanda y de la falta de oferta siempre dispara los precios, y ahí es donde pueden producirse burbujas». El director del IPE incide en que no se trata de «meter hormigón» sino de «coser las ciudades y desbloquear» los proyectos paralizados: «Es incomprensible, por ejemplo, que en Málaga haya edificios como La Equitativa o Correos que estén vacíos, ya sea por falta de entendimiento en el sector público o por irresponsabilidad privada».

Tinsa cifra el precio del metro cuadrado en la provincia en 1.399 euros, 154 euros más que la media

El informe de Tinsa revela también que la hipoteca media de los hogares malagueños asciende a 126.815 euros, la séptima más cara del país, con una cuota mensual de 592 euros. El porcentaje de los ingresos familiares que se destina al pago del primer año de hipoteca es del 27,6 por ciento, casi ocho puntos por encima del 19,9 por ciento de media nacional. La tasadora destaca que ese dato convierte a Málaga en la provincia donde, con diferencia, las familias dedican un porcentaje más alto de sus ingresos al pago de las mensualidades, por encima de Baleares y Barcelona (21 por ciento).

Málaga también lidera el listado de provincias con mayor número de compraventas realizadas en los últimos cuatro meses en relación al tamaño de su parque de viviendas: 32,1 por cada mil existentes. Por detrás se sitúan Alicante y Baleares, también «con un claro componente turístico», como señala el informe. Desde la tasadora recuerdan que en la provincia existe «un alto número de viviendas de alta gama» dirigidas principalmente a compradores extranjeros que presionan al alza el valor medio de la vivienda.

Las cifras

592
euros de media pagan los hogares malagueños por su hipoteca cada mes.
27,6
por ciento de los ingresos familiares en Málaga van destinados al pago de la hipoteca, la cifra más alta de todo el país.
1.399
euros es el precio del metro cuadrado en Málaga, según los datos del último informe de Tinsa.

Por el contrario, el IPE considera que es «un error» realizar interpretaciones a nivel provincial «porque no puede compararse la situación de Villanueva del Trabuco, por ejemplo, con la de Marbella». El instituto especializado en el sector inmobiliario destaca precisamente los paseos marítimos y el triángulo de oro formado por Marbella, Estepona y Benahavís como las zonas donde se registra mayor demanda de suelo residencial, además de la capital, donde Limonar y el Valle del Guadalhorce se posicionan como nuevos enclaves del futuro desarrollo urbanístico.

Más

Compraventas

El Pulsímetro Inmobiliario realizado por el IPE confirma que Málaga está siendo una de las zonas más pujantes de la recuperación del sector junto a Madrid, Barcelona y Baleares. Inversores, ahorradores, fondos y particulares conforman la actual demanda, que provocó que la compraventa creciera un seis por ciento el año pasado, un incremento similar al que se prevé este ejercicio. En la actualidad, la mitad de las compras se producen pagando al contado y la otra mitad mediante hipotecas, algo que evidencia la importancia de los compradores extranjeros y de los inversores en el nuevo tejido inmobiliario de la provincia, donde, ante la falta de suelo disponible en el litoral occidental, la demanda ha comenzado a buscar emplazamientos en la costa oriental.

El director en Andalucía de la consultora Aguirre Newman, José Félix Pérez-Peña, destaca los 56 proyectos de obra nueva que figuran actualmente en la capital malagueña y descarta la posibilidad de que a corto o medio plazo vuelva a producirse una burbuja «porque ha cambiado la forma de comprar», con operaciones que se ponen en marcha «sólo si hay ahorros o un fondo de inversión». Pérez Peña asegura que el crecimiento depende del comportamiento de la demanda ante los nuevos proyectos, aunque vaticina que la tendencia «será claramente alcista».

Fotos

Vídeos