La muralla aflora en la calle Cárcer

Trozo de la muralla árabe aparecida en las obras de la calle Cárcer.
Trozo de la muralla árabe aparecida en las obras de la calle Cárcer. / J.M.A.
  • Un trozo de lienzo del perímetro de la antigua ciudad sale al descubierto con motivo de las obras

Excavar un poco y encontrar vestigios del pasado es normal en una ciudad como Málaga, con una densa y rica historia que más quisieran para sí otros pueblos. Ya sean del Llobregat o del País Vasco, sin ir muy lejos y sin salirnos del mapa. Ayer se podía observar nítidamente una parte de la muralla árabe de la ciudad en la calle Cárcer con motivo de las obras que allí se realizan. Un tramo de muralla y vestigios de una torre allí ubicada que cerraba el perímetro de la ciudad en las proximidades de lo que era la puerta de Granada, según los arqueólogos y especialistas que, a pie de tajo, supervisaban los trabajos. Éstos han catalogado y supervisado cuanto se ha descubierto tras las obras que se realizan en ese tramo de la calle Cárcer próximo a Álamos, por lo que está previsto que las obras prosigan y no se vean interrumpidas, como ha sucedido en otras obras realizadas, como en el entorno de la Catedral con motivo de su peatonalización. Allí se descubrieron también restos de la antigua muralla nazarí y del antiguo dique del puerto junto a restos humanos de la época. Y es que no hay que sorprenderse de los restos arqueológicos que aparecen cada vez que se realizan obras en Málaga. Lo suyo es aprovechar la oportunidad que nos brinda su aparición para tener un conocimiento mayor y más exhaustivo de lo que fue la ciudad en la que vivimos, disfrutamos y, también, en ocasiones, sufrimos.

Como saben, la calle Cárcer está siendo objeto de una profunda reforma para su semipeatonalización. Las obras se iniciaron en julio y se espera que finalicen a finales de año, pues el plazo de ejecución establecido es de cinco meses. Las obras también afectan a la calle Casapalma, una continuación de la misma arteria en dirección a Plaza Uncibay. Su terminación está prevista también a final de año.

Calle Isabel la Católica un poste de luz y teléfono

Los vecinos de la calle Isabel la Católica, en el barrio de la Victoria, se muestran muy satisfechos con la obra que se ha realizado en esta calle, donde se ha colocado un nuevo pavimento y se han sustituido las conducciones de saneamiento en una actuación municipal que ha mejorado ostensiblemente el entorno y la calidad de servicios en la zona. Pero según indican en una llamada al teléfono de esta sección, hay un poste con cables de luz y de teléfono que causa problemas cada vez que llueve, pues saltan chispas.

Mercado de la Merced luces al mediodía

Lo que no se explica es que al mediodía estén encendidas las farolas existentes en el exterior del mercado de la Merced, como sucedía ayer mismo. Sobre todo cuando hay otras zonas de la ciudad donde precisamente lo que se echa en falta es la luz, como denuncia un vecino que se queja de la tardanza en el encendido del alumbrado público en la calle Hilera. «Pienso que se apura mucho el encendido. Y gracias a que los comercios existentes en la zona tienen sus luces encendidas, la calle no parece una cueva», señala este vecino.