Víctor Navas: «Ser el principal gobierno de izquierdas en la provincia nos hace ser aún más responsables»

Pablo Centella y Elena Galán (IU) junto a Víctor Navas e Isabel Ruiz (PSOE) /I. GELIBTER
Pablo Centella y Elena Galán (IU) junto a Víctor Navas e Isabel Ruiz (PSOE) / I. GELIBTER

El alcalde de Benalmádena firma junto a la portavoz de IU, Elena Galán, el acuerdo de gobierno en la ciudad en la primera legislatura en más de 30 años sin partidos independientes

Iván Gelibter
IVÁN GELIBTER

El PSOE e Izquierda Unida, los dos partidos de izquierda con representación en el Ayuntamiento de Benalmádena, han firmado esta mañana el acuerdo de gobierno para los próximos cuatro años. Este pacto, adelantado ayer por SUR, convierte a la localidad en la más 'rápida' a la hora de llegar a acuerdos entre los grandes municipios sin mayoría absoluta. Mijas y Torremolinos continúan siendo dos incógnitas, mientras que en Vélez-Málaga parece que comienza a resolverse.

Más...

La buena sintonía entre los dos partidos -y en concreto de sus líderes, Víctor Navas (PSOE y Elena Galán (IU)- ha quedado patente en el acto de la firma propiamente dicha, donde han reconocido (antes y durante) que el pacto era una realidad prácticamente desde la noche electoral. Los dos ediles obtenidos por IU se suman así al magnífico resultado del PSOE, que pasó de siete a once concejales en una mayoría absoluta que se sitúa en los trece.

Con este acuerdo -y a falta de alguna sorpresa este próximo sábado- Benalmádena será la ciudad más grande de la provincia regida por un gobierno de izquierdas, una cuestión a la que ambos líderes locales han hecho referencia este mediodía: «Eso nos hace ser más responsables aún. Hemos demostrado que la vida de los vecinos se mejora haciendo políticas de izquierdas», ha apuntado Navas.

Por su parte, Galán ha destacado que éste será un gobierno de «continuidad». «Hay que terminar los proyectos que se quedaron encima de la mesa, y tener un gobierno de progreso ayudará a seguir avanzando», ha señalado. La portavoz de IU ha aprovechado además para reclamar al resto de administraciones que cumplan con Benalmádena, con quien -ha matizado- tienen una «deuda histórica».

Navas y Galán han confirmado el reparto de áreas avanzada ayer por este periódico, en el que Izquierda Unida ostentará las áreas de Servicios Operativos, Cultura, Educación, Participación Ciudadana y a través de Provise Benamiel, la promoción de vivienda pública. El PSOE gestionará el resto de delegaciones.

Además, el alcalde en funciones ha señalado que cada concejalía podrá disponer de un asesor «hasta el máximo que permite la ley». En cuanto a las retribuciones de las empresas municipales, Navas ha admitido que se mantendrán para poder «equilibrar» los sueldos de los tenientes de alcalde, «con mayor responsabilidad»; y ha asegurado que sobre esta cuestión cuenta con el apoyo de los grupos de la oposición.