El Gobierno dice que hay suficientes medios pese a la escalada de violencia en la Costa

Despliegue policial tras el tiroteo del pasado sábado en Torremolinos. :/Ñito Salas
Despliegue policial tras el tiroteo del pasado sábado en Torremolinos. : / Ñito Salas

María Gámez descarta por el momento un plan especial para combatir el narcotráfico en la provincia de Málaga como el que hay en Cádiz

JUAN CANO , ALVARO FRÍAS y CHARO MÁRQUEZMálaga

Ni plan especial ni refuerzo, al menos de momento. «Los medios están ajustados a la problemática de la provincia». Así de tajante se mostró ayer la subdelegada del Gobierno en Málaga, María Gámez, al ser preguntada sobre la escalada de violencia que sufre este año la Costa del Sol. La representante del Ejecutivo afirmó que la respuesta policial es «eficaz y contundente» e insistió en que, por el momento, no se contempla un plan específico contra el crimen organizado como el que se ha implantado en el Campo de Gibraltar, donde el Gobierno ha inyectado siete millones de euros para reforzar la lucha contra el narcotráfico.

Antecedentes

La subdelegada hizo esas valoraciones ayer por la mañana, apenas 36 horas después de que Málaga registrara un nuevo ajuste de cuentas, que acentúa aún más una escalada que viene sufriendo la provincia este año y que suma ya una veintena de episodios violentos, entre asesinatos, secuestros, tiroteos y apuñalamientos, como viene informando SUR.

Solo dos han sido esclarecidos con la detención de sus presuntos autores: el rapto de dos ciudadanos suecos en Mijas, uno de los cuales murió por las heridas y las torturas que ambos sufrieron durante su cautiverio, y que se resolvió con la detención de tres compatriotas cuando pretendían huir en un 'ferry' desde Algeciras; y el artefacto explosivo detonado por los TEDAX en la urbanización Alto de los Monteros, por el que se arrestó a un ciudadano holandés de origen magrebí, de 33 años.

Aunque el detenido por la bomba hallada en Marbella –el primer caso de narcoterrorismo en la provincia– llegó a ingresar en prisión, solo pasó un par de semanas entre rejas, ya que quedó en libertad tras pagar una fianza. Ese mismo individuo acabaría encontrando la muerte el pasado sábado cuando cenaba en el restaurante Tiki de Torremolinos, tal y como ayer adelantó este periódico.

La representante del Gobierno central en la provincia se limitó a confirmar que la policía está investigando el asunto, cuya resolución ayudará a «poner freno» a las redes criminales que están detrás de cualquier ajuste de cuentas. «Hemos visto cómo la semana pasada se le dio un verdadero golpetazo –al narcotráfico–, uno de los más importantes en España y en Europa, con la incautación de 6.300 kilos de cocaína», añadió Gámez.

La subdelegada recordó que la delincuencia, en general, ha bajado un 4% en la provincia y reiteró que estos episodios «son muy llamativos, tienen mucha repercusión, aunque su influencia en las estadísticas es mínima». Lo cierto es que, aunque la criminalidad ha caído en términos globales, los delitos más graves, como los asesinatos, secuestros, violaciones o abusos sexuales, han aumentado.

Respecto a ese plan especial que no pocos reclaman en el seno de las unidades antidroga de la provincia, Gámez insistió en que las Fuerzas de Seguridad del Estado están abordando con «enorme eficacia y de manera satisfactoria» la situación actual. «Con lo que tenemos, se está trabajando bien. Nadie asegura, por muchos recursos de que dispongas, que no vaya a ocurrir algo así. Los medios están ajustados a la problemática de la provincia», zanjó. La representante del Ejecutivo reconoció que hay una «reclamación de más medios» por parte de los sindicatos policiales, «sobre todo después de épocas de contención presupuestaria» y avanzó que la intención del Gobierno es aumentar «todo lo que recortó el PP».

Sindicatos policiales

Por su parte, los sindicatos no se ponen muy de acuerdo en el cómo, pero sí en el qué. La secretaria general del Sindicato Unificado de Policía (SUP) en Andalucía y Málaga, Mariló Valencia, afirmó: «Es verdad que la Udyco-Costa del Sol está trabajando muy bien, pero no hay suficientes medios. Nos encontramos con compañeros de la Udyco que tienen que prestar servicios en otros puestos de la brigada por necesidades y falta de personal, lo que significa que, en ocasiones, se pueden paralizar o ralentizar investigaciones. Desde el SUP Andalucía creemos que no es necesario un plan especial, pues tenemos Unidades especializadas para acabar con esa Delincuencia. Lo que realmente demandamos es que se solvente la escasez de medios y de personal. Es el resultado de no invertir durante años en Seguridad Pública».

Valencia se refirió, como Gámez, a las últimas operaciones contra el narcotráfico. «Es la culminación de grandes investigaciones, de varios meses de duro trabajo. Las propias organizaciones criminales buscan responsables ante el éxito de la Policía Nacional. Y eso genera más violencia, no solo por la pérdida de la droga, sino también por la desarticulación de lacreada. Debemos empezar a estudiar cómo rentabilizar recursos en investigación, con un cambio de modelo policial y una inversión a corto plazo en esas unidades».

Déficit de personal

La delegada provincial de la Unión Federal de Policía (UFP), Susana Corrales, insistió en la necesidad de reforzar el número de funcionarios: «El déficit de personal en las plantillas de toda la provincia oscila entre el 13 y el 20%. Obviamente, contar con los agentes necesarios redundaría en la mejora del servicio policial, por lo que no cesamos en esta reivindicación».

Para la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC) sí debe realizarse un «plan específico similar al Campo de Gibraltar, potenciar las unidades de investigación y por supuesto apoyarlas con efectivos uniformados tipo GAR». Así lo explica su secretario de comunicación en Andalucía, Javier Torrellas: «Ya es muy preocupante la dimensión que está alcanzando la Costa del Sol en cuanto al incremento de hechos delictivos derivados del crimen organizado, eso es evidente, y no se puede minimizar que hay un problema. Y, desde luego, la escasez de plantillas es un mal endémico. La coordinación entre Guardia Civil y Policía Nacional también debe mejorar. Luchar contra el crimen organizado es complicado, pero si se dotan de los medios adecuados por parte de la Administración y asumen que realmente es un problema y no meros hechos puntuales, mucho mejor. Desde AUGC insistimos en dotar a las patrullas de los medios adecuados (chalecos, fundas antirrobo…), ya que los agentes están muy desprotegidos ante situaciones como la de Torremolinos o Estepona, recientemente».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos