Juan Ruiz-Rico Ruiz-Morón, magistrado de Almería: «Si no salgo, seré amigo del presidente»

Juan Ruiz-Rico. ::
                             SUR/
Juan Ruiz-Rico. :: SUR

Juan Ruiz-Rico Ruiz-Morón (Granada, 1950) se considera tan granadino como almeriense. La judicatura almeriense le respalda casi sin fisuras en su aspiración de presidir el TSJA. Siendo como es el de más edad, aporta también más experiencia. Aporta igualmente una trayectoria que el describe con una «firme convicción» en la Justicia, que arranca de su propia infancia. Es hijo de juez. Ingresó en la judicatura en 1976, ha sido juez de vigilancia penitenciaria y llegó a Almería en 1988, donde fue presidente de la Audiencia Provincial quince años. En la actualidad preside la sección segunda de la Audiencia. Los que le tratan hablan de Ruiz-Rico como de un hombre de gran rigor y preparación jurídica. Cuenta con el aval de su asociación, la de Francisco Vitoria, para presidir el TSJA. Parte como favorito, pero él huye de cualquier protagonismo y asegura como todos que la elección será reñida. Valora la amistad tanto que sólo habla de sus adversarios en términos afectivos. «Si no salgo elegido, seré amigo del presidente». Lorenzo del Río es uno de sus mejores amigos. Vive al lado del mar, pero ama el campo desde que vivió siendo niño en Cazorla. Le apasiona la lectura y a la hora de elegir prefiere los libros de historia y algunas novelas históricas. En cuanto a la música, dice que se quedó en Los Beatles. «Ahora mi hijo me ha envenenado con U2», matiza.

Fotos

Vídeos