«Los resultados no son los deseados, pero el trabajo trae la recompensa»

Diego González, en el entreamiento de este miércoles. /Salvador Salas
Diego González, en el entreamiento de este miércoles. / Salvador Salas

«No quiero pensar que se suspenda el partido, porque así nos mantenemos activos y no perdemos el ritmo», sostiene Diego González

CRISTINA PINTO

El jugador blanquiazul Diego González atendió a los medios en rueda de prensa tras ejercitarse en el entrenamiento matinal en el estadio Ciudad de Málaga con normalidad, después de que el martes no pudiese terminar la sesión con sus compañeros. «Ahora mismo me encuentro bien, acabé con molestias en la pierna en el partido anterior. Ayer tuve un descanso y hoy estoy mejor. Nada de lo que preocuparse», comentó el gaditano.

Sobre la posibilidad de un aplazamiento del encuentro del próximo sábado ante el Cádiz –incógnita que aún está por resolver–, el central malaguista aseguró que, mientras tanto, «los jugadores nos centramos en el trabajo diario; pase lo que pase, no está en nuestras manos». Por su parte, confesó: «No quiero pensar que se suspenda el partido, porque así nos mantenemos activos y no perdemos el ritmo del trabajo de la semana».

Tras la confirmación el martes de la marcha de Lorenzo González con Suiza, se suma otro más a los jugadores que el Málaga pierde durante esta semana por los compromisos internacionales. Juanpi, Mikel, Munir y Keidi son los otros futbolistas que se marchan con sus selecciones y se pierden esta jornada. Además, se suman la baja de Adrián, expulsado en Huesca, y las lesiones de algunos jugadores como David Pacheco, que tampoco podría disputar el partido frente al Cádiz. «Es peculiar la situación: cinco jugadores que cestán con las selecciones, otros están tocados, y Adrián, expulsado. Tenemos un déficit de jugadores para esta jornada», aseguró Diego González sobre el problema de la plantilla para este fin de semana.

El entrenador del Málaga, Víctor Sánchez del Amo, lo tiene complicado estos días. Sólo dispone de 11 de sus jugadores profesionales, y algunos son duda por molestias, entre ellos Juan Carlos, Cifu, Boulahroud y el mismo Diego González, que, aunque confirmó que está recuperado (igual que Renato), estará en alerta durante los próximos entrenamientos. «Hay que entrenarse como siempre. Quizás algún día se entrena más flojo y es cuando te lesionas. No tiene nada que ver». El rendimiento del equipo fue otra de las cuestiones que se le plantearon al central: «Los resultados no son los deseados, pero el trabajo trae la recompensa y esperemos que sea así. Nosotros estamos montados en el barco y tenemos que remar juntos. No podemos dejar de creer en el trabajo del de al lado».

La «buena racha» del Cádiz

Sobre las declaraciones del entrenador del Cádiz, en las que asegura que «no jugar el partido sería saltarse las normas», el chiclanero declaró: «Entiendo que quieran jugar, están en una buena racha y en forma. Además, tienen a toda la plantilla disponible. El Cádiz ha comenzado la temporada de una forma espectacular. Por eso están arriba».

Cuestionado por su estancia en la entidad de Martiricos, en concreto por la posibilidad de una reducción de su salario, el zaguero declaró: «De momento no tengo noticias nuevas, sigo con mi contrato este año y otro más. Estoy contento de seguir aquí, aunque las circunstancias no sean fáciles». Durante el mercado de invierno, Diego González recibió varias ofertas para salir traspasado, especialmente una del Augsburgo alemán que superaba con creces los cuatro millones para el club de La Rosaleda. «En invierno no veía que fuese el momento de irme, el club tenía buena proyección de ascender. No me arrepiento en ningún momento de no haberme ido. Este verano también había alguna oferta, pero veía más razonable quedarme en Málaga», concluyó.