La intermediación de la Junta no logra poner fin a la huelga en el transporte sanitario en Málaga

Una imagen de la última manifestación de los trabajadores del sector por las calles de Málaga. /Germán Pozo
Una imagen de la última manifestación de los trabajadores del sector por las calles de Málaga. / Germán Pozo

Carlos Bautista se reúne con las partes interesadas, pero una solución al conflicto sigue en el aire y habrá más movilizaciones

Matías Stuber
MATÍAS STUBER

Sin acuerdo para poner fin a la huelga indefinida que iniciaron el pasado 31 de julio los trabajadores del transporte sanitario en la provincia. El delegado de Salud en Málaga, Carlos Bautista, mantuvo este martes una reunión con delegados del comité de empresa de Asociación Sanitaria Malagueña (ASM) y representantes de la propia empresa. Ante el enrocamiento en las posturas, los trabajadores habían solicitado la intermediación directa de la Junta. Aunque fuentes oficiales de la Delegación calificaron la reunión de «satisfactoria», no ha servido para que se vislumbre un posible fin de la huelga o un acercamiento entre las dos partes. Todo lo contrario. Los trabajadores han anunciado para hoy «movilizaciones multitudinarias» y se han dado cita a las 11.00 horas en la Delegación de Salud, en la calle Córdoba, para seguir en la protesta.

La valoración que hicieron los trabajadores de la reunión fue negativa, al considerar que «no se ha solucionado nada». Según fuentes directas del comité, la propuesta que se trasladó por parte de Bautista fue la de crear un llamado Observatorio del Transporte Sanitario. Un órgano que debería servir para que se trasladen las peticiones de mejoras desde una sola voz. A los trabajadores esto no les vale, por lo que se concluyó que la situación en la que se encuentran es la misma de antes de la reunión. «No hay acercamiento», se sentencia por parte del comité de empresa de ASM.

El contexto va revelando, mientras tanto, más dificultades. Las mismas fuentes del comité aseguraron a este periódico que ASM solo estaría dispuesta a asumir las reclamaciones de los trabajadores si la Junta compensa con un incremento en las cantidades económicas que comprende la concesión del servicio del transporte sanitario. Algo que, al menos de momento, no está ni ha estado nunca sobre la mesa.

Con el de hoy, la huelga indefinida ya se mantiene durante 15 días. Hasta el momento, se han contabilizado cinco reuniones a dos y a tres bandas. Con presencia institucional y sin ella. La salida a este conflicto, a pesar de todo, sigue en el aire.