«A los de VOX se nos presenta como un monstruo, pero somos gente normal»

Lara Peláez en la sede de VOX, ubicada en la calle Gálvez Ginachero./MIGUE FERNÁNDEZ
Lara Peláez en la sede de VOX, ubicada en la calle Gálvez Ginachero. / MIGUE FERNÁNDEZ

José Enrique Lara Peláez, presidente de VOX Málaga, niega que VOX sea la ultraderecha, «somos un partido de derecha, de extrema necesidad» y destaca la subida en los últimos meses de afiliados

Antonio M. Romero
ANTONIO M. ROMERO

El pasado 7 de octubre, en el Palacio Vistalegre de Madrid, VOXhizo una demostración de su fuerza reuniendo a 10.000 personas y visibilizando a este partido de derecha, que en Málaga ya cuenta con medio millar de militantes y en continuo crecimiento. Al frente del mismo está el administrador de fincas José Enrique Lara Peláez, un malagueño de 54 años, que preside la formación desde 2015 y que hasta entonces no había militado en ningún partido. El efecto de ese gran mitin, de su ideario –catalogado desde algunos sectores como de extrema derecha– y sus planes electorales, con la vista puesta en las próximas autonómicas, son algunos de los asuntos que el líder de VOX en Málaga aborda en esta entrevista con SUR.

¿Qué ha supuesto para VOX el acto de Vistalegre?

–Se ha comprobado que, en contra de lo que algunos decían, no somos cuatro gatos sino que hay un elevado número de personas que siguen nuestro ideario y que somos un partido solvente. En Vistalegre reunimos a 10.000 personas, 3.000 se quedaron fuera y 100.000 siguieron el acto en directo a través de las redes sociales. Vistalegre ha supuesto un punto de inflexión para VOX porque hemos comprobado que estamos en el buen camino.

En el caso de Málaga y por el efecto de Vistalegre, ¿han notado en estos días un aumento de afiliaciones?

–En Málaga ya llevábamos varios meses donde habíamos observado un incremento en el número de personas que se acercaban a nuestro partido interesándose por nuestro ideario o afiliándose. Tras Vistalegre, ahora mismo se nos están afiliado entre seis y ochos personas al día.

Si tuviera que resumirlo, ¿Cuáles son los ejes del ideario de VOX?

–Se resumen en la supresión de las autonomías tal y como la conocemos hoy; la defensa de la unidad de España; la oposición al aborto; la bajada de impuestos; una inmigración controlada y el rechazo a las leyes de violencia de género y memoria histórica.

Desde algunos sectores se les acusa a ustedes de ser la extrema derecha, el populismo de derechas.

–No somos la extrema derecha. Se nos achaca que somos la extrema derecha porque algo se nos tiene que achacar. VOX es un partido de derecha, de extrema necesidad. Si se analizan las cien medidas de nuestro programa, se verá que son medidas razonables.

Se compara a VOX con partidos como los de Le Pen en Francia o Salvini en Italia.

–Con Le Pen y Salvini lo único que tenemos en común es que defendemos que lo primero es nuestra nación y después el resto. Si eso es ser de extrema derecha, pues somos de extrema derecha.

Ustedes proponen la disolución del estado de las autonomías, ¿no es eso ir contra del artículo dos de la Constitución, «que reconoce y garantiza el derecho a la autonomía de las nacionalidades y regiones que la integran y la solidaridad entre todas ellas»?

–No queremos quitarle a ninguna autonomía su idiosincracia, pero no puede ser que haya españoles de primera y de segunda en función de la comunidad en la que vivan. Queremos que todos seamos iguales. ¿Por qué tiene que haber un cupo vasco y navarro? ¿Por qué un funcionario andaluz que no sepa catalán no puede optar a una plaza en Cataluña? Por eso, abogamos por una recentralización política, donde el Estado recupere competencias como la educación, la sanidad, la justicia y la policía y que lo que haya sea una descentralización administrativa.

Desde numerosos sectores se les reprocha la dureza de su discurso anti inmigrantes.

–Lo que defendemos es que debemos tener una inmigración ordenada en base a las necesidades, con un cupo donde tengan preferencia aquellos más arraigados con nuestra cultura, porque no todo vale. El inmigrante que venga a España debe respetar las normas y la cultura española, el que delinca debe ser expulsado y no deben imponer sus costumbres. Cuando los españoles fueron emigrantes en Alemania, por ejemplo, no fueron allí a imponer y exigir, sino a buscarse la vida.

-¿Por qué piden la supresión de la Ley contra la Violencia de Género?

–Hay que reformarla porque existe violencia de género en ambos sentidos y en la actual ley sólo se mira la violencia de género en un sentido, el femenino, que es donde van la inmensa mayoría de las subvenciones y del dinero que paga Europa a España por cada denuncia que hay en casos de violencia de género. Nosotros planteamos su sustitución por una ley de violencia intrafamiliar.

Muchos de los integrantes de VOX proceden del PP, ¿por qué no se sienten identificado con él?

–Porque han incumplido totalmente sus valores y sus promesas electorales en asuntos como el terrorismo, el aborto, la aplicación en su integridad del artículo 155 en Cataluña o los impuestos.

¿Qué opinión le merece Ciudadanos?

–Una veleta naranja. Hoy digo una cosa, mañana, la otra y pasado mañana, la contraria.

PP, Ciudadanos y VOX se disputan el voto de la derecha española, ¿no debilita eso las opciones de la derecha?

–Quien ha debilitado a la derecha ha sido el PP, que ha dado pie a que nazcan Ciudadanos y VOX. Si el PP no hubiera incumplido su proyecto político y su ideario no hubieran nacido Ciudadanos y VOX.

¿Era necesaria la irrupción de VOX en el actual momento político?

–Sí, porque los derroteros que está tomando este país cada vez son más alarmantes. Lo vemos en asuntos como la inmigración o la cuestión territorial. Se está volviendo a calentar el ambiente, no sé por parte de quién ni en beneficio de quién.

¿Se van a presentar a las elecciones municipales del próximo año?

–Sí, y a las europeas. A nivel nacional hay varias provincias, como Murcia, Valencia, Madrid, Sevilla oMálaga, en las que VOX tiene posibilidades de obtener representación en los ayuntamientos y lograr buenos resultados en las generales. También confiamos en obtener representación en las andaluzas.

A una persona que ve con reticencia, cautela e incluso con miedo a VOX, ¿qué le diría?

–Simplemente que se tome un café con alguien de VOX y le pregunte hasta la saciedad y verá que lo que decimos y proponemos es bastante lógico y nada de extrema derecha. Defendemos la familia, bajar impuestos, la unidad de España y la igualdad de todos los españoles. Se nos presenta como un monstruo, pero somos gente normal. Queremos que la ciudadanías nos vea como a cualquier otro partido, pero con una gran diferencia, el 90% de nosotros tenemos garantizadas nuestras habichuelas y no venimos a vivir de la política, sino a servir a España.

Temas

Vox

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos