Diario Sur

Mostrador de recepción del Hospital Costa del Sol.
Mostrador de recepción del Hospital Costa del Sol. / J-LANZA

El número de intervenciones quirúrgicas se eleva un 5% en lo que va de año

  • Durante los meses de julio y agosto el incremento de las operaciones ha rozado el siete por ciento con respecto al año pasado

El Hospital Costa del Sol ha superado, en lo que va de año, las cifras de operaciones realizadas en el mismo periodo de 2015. En total, un 5% más, según las estadísticas recogidas hasta agosto. Durante los ocho primeros meses se han llevado a cabo 13.627 intervenciones, frente a las 13.020 contabilizadas en el mismo mes pero del año pasado. Según el balance de actividad efectuado por el centro hospitalario, ha sido durante los meses de verano cuando el crecimiento ha sido ligeramente más elevado, de un 6,7% en julio y agosto con respecto al mismo periodo de 2015. Se ha pasado de las 2.304 operaciones a un total de 2.462. Para el gerente del hospital, Torcuato Romero, estos datos «avalan que la actividad del hospital durante los meses de verano continua y que ni mucho menos se ha paralizado». El porcentaje de intervenciones en cirugía mayor ambulatoria que no han necesitado ingreso -como cataratas o hernias abdominales realizadas, por tanto, con alta en el día o intervención en turno de tarde y alta al día siguiente- ha sido del 75,9% en el Hospital Costa del Sol y de 95,2% en el Hospital de Alta Resolución de Benalmádena.

Pese al incremento poblacional que experimenta la Costa del Sol en verano, el número de urgencias atendidas en el hospital de referencia en la zona durante los meses de julio y agosto este año se ha mantenido con respecto al mismo periodo en 2015. De hecho, este verano se han atendido 340 urgencias diarias en julio frente a las 336 del año pasado y 361 en agosto mientras que en 2015 se atendieron 367. Por su parte, la media de urgencias diaria en los dos primeros cuatrimestres de este año ha sido de 321, fluctuando entre el mes de menor afluencia 307 correspondiente a mayo, y el de máxima, agosto, con 361.

En Benalmádena, el comportamiento de las urgencias en verano ha sido similar. Se han registrado 190 y 206 urgencias diarias, respectivamente, mientras que en 2015 estas cifras alcanzaron las 190 y 200 en el mismo periodo.

El 61% de las urgencias atendidas durante los primeros ocho meses en el Hospital Costa del Sol han sido prioridades 4 y 5, lo que significa que han sido «patologías banales», indican desde el centro. Este dato en el hospital de Benalmádena ha sido del 83%.

En cuanto a la hospitalización, de enero a agosto de este año los ingresos han sido 12.331, y 62.091 las estancias hospitalarias. El índice global de ocupación de camas fue del 67,2%, ascendiendo al 73,3% en camas de hospitalización convencional de adultos. Hay que destacar que en el Hospital Costa del Sol la estancia media es de 5,04 días, este indicador implica, aseguran desde el centro, «una elevada eficiencia en la utilización de estancias hospitalarias».

Un dato destacado es el de los partos y nacimientos que este año han roto la tendencia a la baja de años anteriores, con 1.814 partos y 1.855 nacimientos frente a los 1.741 y 1.778 del año pasado entre enero y agosto. Lo que no cambia es el porcentaje de madres nacidas en el extranjero, que siguen representando un 38% de los casos.

Destaca además el descenso en el número de reclamaciones en el Costa del Sol. Este año (hasta agosto) se han registrado 225 frente a las 249 del mismo periodo de 2015, lo que supone un descenso de un 10%, según el hospital.