«Nunca es tarde para emprender»

Participantes en el curso con González de Lara y Zafra, esta mañana./Sur
Participantes en el curso con González de Lara y Zafra, esta mañana. / Sur

Rafi Perales es una de las 38 participantes en el programa de la CEM y Caixabank para la reconversión laboral de mayores que ha clausurado su quinta edición

Antonio M. Romero
ANTONIO M. ROMEROMálaga

La vida laboral de Rafi Perales dio un giro radical en octubre de 2018 cuando tras dos décadas como administrativa se quedó en el paro con 47 años y una niña pequeña. «Una situación muy complicada para encontrar trabajo», recuerda esta malagueña de la capital. Sin embargo, no se amilanó ante la adversidad y emprendió el camino del reciclaje profesional para adaptarse a las nuevas necesidades del mercado laboral. La senda la encontró en el programa de inserción social a través del emprendimiento y el empleo denominado 'Transformando futuro' impulsado por la Confederación de Empresarios de Málaga (CEM) en colaboración con la obra social de Caixabank y cuyo objetivo es fomentar la reconversión profesional y la mejora de la empleabilidad de los parados mayores de 45 años.

Perales ha sido una de los 38 participantes en la quinta edición de este programa que ayer fue clausurado por el presidente de la patronal malagueña, Javier González de Lara, y el director territorial de la entidad financiera en Andalucía Oriental y Murcia, Juan Ignacio Zafra. Una iniciativa que desde su puesta en marcha ha logrado la inserción laboral del 58% de los 211 participantes.

«Cuando me quedé en el paro, conocí este curso, que parece que estaba hecho a mi medida. Me apunté y durante tres meses, de enero a marzo, me he estado formando para aprender a montar un negocio desde cero, a establecer un plan de negocio, a analizar la viabilidad de los proyectos... La verdad es que estoy muy contenta», destaca Rafi Perales.

Y es que con las herramientas aprendidas y los conocimientos adquiridos se encuentra a un paso de convertirse en autónoma ya que está ultimando la puesta en marcha de su propia empresa de asistencia on-line a otros emprendedores para trámites administrativos, atención telefónica o gestión de redes sociales.

«Ahora estoy colaborando con amigos y estoy a punto de lanzarme al mundo de los autónomos», relata Perales, quien lanza un mensaje de esperanza a aquellas personas que puedan pasar por su misma situación de quedarse en el paro a una edad complicada: «Nunca es tarde para emprender y luchar por tus sueños».

Juan Ignacio Zafra y Javier González de Lara, antes de la clausura.
Juan Ignacio Zafra y Javier González de Lara, antes de la clausura. / Migue Fernández

Uno de sus compañeros de curso ha sido Elías Castillo, un graduado social que tras años trabajando para distintas empresas se quedó en el paro con 56 años, una ayuda baja, el hándicap de la edad a la hora de ir a buscar trabajo y unas competencias profesionales «desactualizadas». Al igual que Rafi Morales, no se rindió ante la adversidad y se enganchó al programa 'Transformando futuro'.

«Ha sido una experiencia maravillosa. Los profesores nos han ayudado mucho a reciclarnos profesionalmente y a prepararnos para seguir en el mercado laboral», remarca Castillo, quien incluso antes de terminar el curso ya encontró trabajo por cuenta ajena en una empresa de recursos humanos.

Su experiencia personal le lleva a aconsejar a otros que «se puede comenzar de cero» desde el punto de vista laboral pero que para ello es necesario, a su juicio, tener «actitud, ser humilde, preguntar, pedir ayuda cuando se necesita y estar dispuesto a aprender».

Puesta en valor

Durante su intervención en la clausura, Javier González de Lara puso en valor la importancia de programas como este para reconvertir profesionalmente a los participantes. «Resulta prioritario atender las necesidades de inserción de este grupo poblacional, incorporando su conocimiento, su saber hacer y sus cualidades potenciales, que son muchas, a un mercado de trabajo que, sin duda, les necesita», sostuvo el presidente de la CEM.

En la misma línea se pronunció Juan Ignacio Zafra, quien agradeció a los empresarios su colaboración en este programa, que se prevé seguir manteniendo en los próximos años. Una iniciativa, donde los participantes utilizan una plataforma de e-learning específica además de contar con un seguimiento personalizado y con el asesoramiento de expertos en un proceso tutorizado de varios meses encaminado a la reconversión de su perfil profesional.