Casimiro previene del Asseco Arka Gdynia: «Están en buena dinámica»

Luis Casimiro, junto a sus ayudantes, en un entrenamiento. /Migue Fernández
Luis Casimiro, junto a sus ayudantes, en un entrenamiento. / Migue Fernández

«Tienen muchos jugadores con puntos en sus manos», afirma el técnico del Unicaja sobre un rival, el de mañana en la Eurocup, que ha ganado hasta ahora todos sus partidos

Pedro Luis Alonso
PEDRO LUIS ALONSOMálaga

El técnico del Unicaja, Luis Casimiro, analizó el choque de mañana (19.30 horas, DAZN) en la pista del Asseco Arka Gdynia, de la segunda jornada en la fase de grupos de la Eurocup. Antes de partir hacia Polonia vía Amsterdam, el preparador manchego reconoció que no a va ser un duelo sencillo: «Siempre es difícil jugar fuera, y además lo que he detectado es que es un equipo que tiene muy buena química. No tienen una rotación muy amplia, pero los que juegan están muy identificados con lo que están haciendo. Es un equipo de bastante calidad atlética, con cinco jugadores de origen norteamericano, que están tirando muy bien y son muy peligrosos desde la línea de tres».

Además, destacó que hasta ahora el Asseco Arka Gdynia ha ganado los tres partidos en competición oficial. «Están en buena dinámica. Que todos sus partidos se cuenten por victorias ayuda a que estén aún más involucrados y es un equipo que no sabes por dónde te puede crear los problemas», insistió.

Sobre los jugadores más destacados del rival, Casimiro habló sobre Bostic. «Viene de hacer muy buen primer partido de Eurocup, pero tienen muchos jugadores con puntos en las manos y realmente tenemos que estar muy concentrados para hacer una muy buena defensa de equipo y tener claras las responsabilidades individuales para ganar los duelos que vamos a tener2.

En cuanto a su equipo, el técnico del equipo malagueño destacó que «es importante refrendar el buen trabajo que estamos haciendo con victorias. Da confianza y ayuda a creer en las cosas que estás haciendo -añadió-. El equipo demostró en el partido de Vitoria, una cancha muy difícil, que mentalmente es fuerte. A pesar de la diferencia por la que íbamos perdiendo, el equipo no dejó de trabajar y siguió creyendo. Tener esa constancia te hacer ganar partidos y en eso tenemos que seguir creciendo e insistiendo porque al final nos queda mucho camino por andar«.