Afectados por el cierre del CEDER reclaman el pago de un millón en ayudas

v

melgar. Afectados por el cierre del Centro de Desarrollo Rural (CEDER) Serranía de Ronda reclamaron ayer a la Junta de Andalucía el pago de entorno 1.070.000 euros en ayudas impagadas procedentes de fondos europeos canalizados por el Gobierno autonómico y el citado ente cuya disolución ya ha sido acordada, explicaron, ante su mala situación económica. La asociación de empresarios Apymer, que ostenta actualmente la presidencia, reclamó alrededor de 150.000 euros a la Junta para poder mantener su actividad y denunció que ésta ha incumplido el compromiso de pago. El CEDER también arrastra otras deudas a empleados que fueron despedidos y por parte de socios.

Los afectados con subvenciones pendientes de cobro, entre los que se encuentran ayuntamientos, empresas y asociaciones y otras entidades sin ánimo de lucro, se reunieron ayer para estudiar medidas ante el posible impago y explicaron que la Junta se ha comprometido a satisfacer los importes, aunque no se les ha dado una fecha. Se calcula que hay unos 70 expedientes en esta situación. «Da miedo quedarnos en el limbo... El CEDER va a desaparecer y quien tiene que pagarnos ahora es la Junta», comentaron.

Entre los proyectos figuran, entre otros muchos, la modernización del sector de la castaña, de una cooperativa, la remodelación del mercado de minoristas de Ronda y la recuperación de semillas autóctonas.