Diario Sur

Declara personal sanitario por una denuncia en el retraso de un traslado al hospital

El Juzgado de Instrucción número 1 de Marbella tomó declaración la pasada semana como investigadas a cuatro personas, personal sanitario y de ambulancia, tras la denuncia de los familiares de un hombre de 83 años que falleció en marzo de 2015, en la que manifestaban el retraso en el traslado de su familiar al Hospital Costa del Sol, porque, indicaban, la ambulancia paró a realizar el cambio de turno.

Los investigados admitieron en sus declaraciones que en el trayecto al hospital pasaron por el Centro de Salud de Estepona para hacer ese cambio de turno, pero coincidieron en que sólo pudieron tardar dos minutos. Además, precisaron que el hombre en ese momento estaba estable y descartaron que los tiempos empleados en su actuación determinaran el fallecimiento del paciente.

En la denuncia, que fue presentada por Francisco Damián Vázquez, letrado de El Defensor del Paciente, en representación de la familia, se aludía a una «demora» en la orden de traslado al hospital desde el domicilio particular «pese a la gravedad» del estado del paciente; y también a que resultó «igualmente negligente» la decisión de realizar un cambio de turno» durante el traslado.

En ese escrito, se relataba que el paciente, con antecedentes de accidente cerebrovascular, estaba en su domicilio junto a familiares cuando se percataron de que tenía continuos ruidos respiratorios e inquietud mientras dormía; por lo que llamaron al sistema Emergencias 112 Andalucía.

En la denuncia se señalaba también que el hombre llegó en la ambulancia al hospital «con una demora de 40 minutos», sin la doctora que atendió al paciente y con otra enfermera diferente; mientras que los familiares llegaron 15 minutos antes que la ambulancia. Además, se indicaba que ingresó con «una crisis convulsiva generalizada» y, finalmente, falleció pocos días después.