Diario Sur

El Ayuntamiento baraja hasta ocho ‘puentes-plaza’ para coser la herida del Guadalmedina

El mayor de los ‘puentes-plaza’ se plantea al norte del puente de la Aurora, a la altura de la calle Trinidad.
El mayor de los ‘puentes-plaza’ se plantea al norte del puente de la Aurora, a la altura de la calle Trinidad. / Sur
  • La plataforma que cobra más protagonismo en el diseño del plan especial para el río será la que conectará la Trinidad con la zona de Carretería

La idea de los ‘puentes-plaza’ o puentes amplios con zonas de estancia y miradores para avanzar en la integración del cauce del Guadalmedina en la trama urbana de Málaga, para lo que el Ayuntamiento, la Junta de Andalucía, la Diputación Provincial y la Autoridad Portuaria firmaron un protocolo de intenciones el pasado 18 de octubre, cobra peso a la hora de redactar el plan especial para el río en el que trabaja la Gerencia Municipal de Urbanismo. Sus responsables mantuvieron el pasado lunes una reunión con los de la Consejería de Medio Ambiente en la que volvió a salir a relucir esta fórmula para coser la herida que el cauce provoca en la trama urbana e integrarlo en la ciudad, sin mermar su capacidad de desagüe de la presa y los arroyos tributarios, y sin que los ciudadanos hagan uso del lecho del río, al prohibirlo la normativa en materia hidráulica.

El concejal de Ordenación delTerritorio, Francisco Pomares, explicó que los directivos de la consejería dieron en principio su visto bueno a este planteamiento para que Urbanismo pueda seguir avanzando en la redacción del plan especial, cuya elaboración será contratada por el Ayuntamiento con un equipo externo. «Quedamos con la Junta en ir en esa línea e incluso la invitamos a que participe en la elección del equipo que redactará el plan especial para trabajar en paralelo con la consejería», abundó Pomares, quien defendió la opción de los ‘puentes-plaza’ como una forma de «ganarle algo a la ciudad» sin tocar el cauce del Guadalmedina.

Según pudo conocer este periódico, el Consistorio baraja la posibilidad de realizar hasta ocho de estos puentes desde la zona de la Rosaleda hasta el puente del Carmen. Dos podrían ir aguas arriba del puente de la Rosaleda, donde incluso se plantea la opción de que alberguen pistas deportivas junto al campo de fútbol. Otros dos podrían establecerse entre el puente de la Rosaleda y el de Armiñán, cuya ampliación está prevista dentro de la operación urbanística para la zona de Martiricos. Habría otros dos junto al Centro Histórico, aguas abajo del puente de Armiñán, y dos también en el tramo junto al Centro de Arte Contemporáneo.

Gran espacio

No obstante, según las fuentes consultadas, esto es una estimación inicial y será la elaboración del plan especial la que determine finalmente el número de espacios de conexión que se dibujan. Lo que sí parece claro es que, de entre todos estos ‘puentes-plaza’, que vendrán a sumarse a los que ya cruzan el río, tendrá un papel protagonista el que se ha previsto para conectar el barrio de la Trinidad con la zona de la calle Carretería, a la altura de la calle Trinidad. Esta actuación, recogida ya en el avance del nuevo plan urbanístico para el Centro Histórico, es la preferida para el equipo de gobierno municipal por el impacto positivo que puede tener en la imagen que el río ofrece en la actualidad. «Queremos que sea un gran espacio para uso ciudadano y pensamos que puede tener éxito porque se sitúa a una altura del río en la que puede tener mucho tránsito poblacional», comentó el concejal.

Por su parte, el delegado de la Consejería de Medio Ambiente, Adolfo Moreno, apuntó que el espíritu de la Junta respecto a este asunto es de «colaboración dentro de la legalidad» y confirmó que, en principio, la consejería «ve bien» la idea de los ‘puentes-plaza’ planteada por el Ayuntamiento, a la espera de que se concrete más. «Estamos viendo gestos en el equipo de gobierno municipal para abandonar la postura de la confrontación a la hora de abordar estas cuestiones», dijoMoreno.