Chiringuitos malagueños activan un sistema para localizar a niños que se pierdan en la playa

La calle Juan Rejano llena de basura y escombros que la gente deposita/
La calle Juan Rejano llena de basura y escombros que la gente deposita

Facilitan a las familias, tanto si son clientes como si no, unas pulseras que contribuyen a ubicar a los pequeños que se despisten

PILAR MARTÍNEZMÁLAGA.

Los empresarios de playas de la Costa del Sol han destacado por su carácter pionero y por su vocación de ayudar al turista que elige el destino para disfrutar del sol y el del mar. En esta línea, la Asociación de Empresarios de Playas de la Costa del Sol, que preside Manuel Villafaina, ha activado una singular campaña con la que pretende contribuir a tener a los más pequeños de la casa ubicados cuando la familia disfruta de un día de playa. Para ello van a poner a disposición de los padres unas pulseras con el nombre y el teléfono del chiringuito que tengan más próximo a su lugar de baño. El objetivo es que si el pequeño se despista en la arena se pueda saber que la familia se encuentra en el entorno de dicho establecimiento. A partir de ahí, una llamada de teléfono activará la búsqueda de los familiares en las inmediaciones del mismo.

Villafaina explicó que este verano esta acción se va a desarrollar en los chiringuitos de las zonas de la Axarquía y de la Costa Occidental, para cubrir el litoral por completo en la próxima temporada. «El objetivo es dar tranquilidad a los padres tanto si son clientes de estos negocios como si solamente han instalado su sombrilla en las inmediaciones. Todos pueden acercarse al chiringuito en cuestión y pedir las pulseras de playa», declaró, para recordar que los folletos de la campaña arrancan apuntando que «es verano y hay que disfrutar. Queremos que tú y tu familia paséis un magnífico día sin preocupaciones, pero cuando hay mucha gente no es raro que, por un despiste, los niños se pierdan». En este sentido, explicó que está comprobado que la mayoría de las ocasiones el problema es que el niño comienza a andar por la arena y acaba alejándose más de la cuenta del lugar donde se ubica la familia. De ahí que las pulseras contribuyan, precisamente, a eso a ubicarlo. Villafaina dejó claro que estas pulseras son totalmente gratuitas e insistió en que no es necesario ser cliente del negocio que servirá de referencia para que los niños despistados sean llevados hasta allí.

«Nuestra playa es nuestra casa, y por eso queremos cuidarla y contribuir al bienestar de todos los que aquí convivimos», reza en el cartel informativo que colgarán los chiringuitos del litoral que este verano se han sumado a esta singular iniciativa.

Villafaina recordó que este verano también se ha activado una campaña para que el uso del plástico sea cero en línea con la necesidad de acabar con el empleo de un material que está dañando gravemente al ecosistema marino. Bajo el lema «Nuestra playa, nuestra casa» se han incluido diez sorteos en los que los ganadores podrán disfrutar de diez comidas gratis en cualquiera de los establecimientos de toda la costa malagueña para contribuir a concienciar al usuario de que las playas tienen que estar limpias.

Cabe recordar que los chiringuitos de la Costa ya fueron pioneros en ofrecer el wifi gratis o en ser instalaciones cardioprotegidas, una medida que ha permitido salvar más de una vida. «Desde hace años contamos con desfibriladores y con personal capacitado para su uso. De hecho, estos aparatos han sido claves en varios sucesos por ahogamiento», detalló.