Prevenir la gastroenteritis aguda

La carne de pollo es el alimento más frecuentemente infectado por la bacteria Campylobacter. /
La carne de pollo es el alimento más frecuentemente infectado por la bacteria Campylobacter.

Esta enfermedad tóxico-alimentaria que suele cursar con diarrea, ya que se trata de una infección del tracto gastrointestinal, es una de las más comunes, sobre todo en los menores de 5 años

REDACCIÓNmadrid

Con motivo del Día de la Salud, que se celebra hoy 7 de abril, la Sociedad Española de Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica (SEIMC) ha centrado su atención en la Gastroenteritis Aguda (GEA), enfermedad tóxico-alimentaria que es una de las más comunes, sobre todo en los menores de 5 años.

La GEA es una infección del tracto gastrointestinal cuya manifestación clínica principal es la diarrea. Esta infección puede ser de origen vírico (Rotavirus y Norovirus) o bacteriano (Campylobacter y Salmonella). Concretamente, el Campylobacter y la Salmonella se encuentran principalmente en alimentos contaminados, donde la carne de pollo es el más frecuente para el primero y las aves, huevos, ganado vacuno y cerdos, en la segunda.

En el caso de la infeción vírica, es más común la del Norovirus,que se transmite de persona a persona y a través de los alimentos, a diferencia del Rotavirus que se transmite por agua y alimentos contaminados.

Aunque en la mayoría de los casos cursa como una enfermedad leve y no es necesario acudir al médico, no dejan de ser frecuentes los ingresos hospitalarios por su causa e incluso la mortalida,sobre todo en países en vías de desarrollo donde es la segunda causa de fallecimiento en niños pequeños.

La cadena infecciosa

Gráfico elaborado por la Sociedad Española de Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica (SEIMC).

Cómo prevenirla

Para prevenirlas, la EIMC ha elaborado una serie de sencillos consejos a seguir:

1. Lavarse las manos con agua y jabón, especialmente después de ir al baño o de cambiar pañales. También es importante hacerlo antes de comer.

2. A la hora de cocinar, hay que limpiar las superficies, tablas, cuchillos y otros utensilios antes de empezar a cocinar y cada vez que los hayamos utilizado.

3. Mantener separados los alimentos de origen animal de los de consumo en crudo desde que se compren hasta la preparación.

4. Lavar muy bien frutas y verduras .

5. Cocinar bien los alimentos antes de consumirlos, ya que el calor destruye la mayoría de los agentes infecciosos presentes en los alimentos.

6. Es importante conservar bien los alimentos, especialmente los que requieren refrigeración. Además, no hay que ingerir ninguno pasada su fecha de caducidad.

7. En ningún caso hay que preparar alimentos si se tienen vómitos o diarrea.

8. En caso de tener vómitos y diarrea, es importante desinfectar las superficies sucias con lejía y lavar vestidos y ropa de cama sucias manipulando con cuidado estas ropas.