«Las clases de oratoria y debate deberían ser obligatorias»

Cristina Negro. :: félix palacios/
Cristina Negro. :: félix palacios

A. JIMÉNEZ

Málaga. Cristina Negro fue la última de las chicas en entrar a la Escuela de Debate de Cánovas Fundación, ingresó cuando ya cursaba Magisterio de Educación Primaria recomendada por su prima. Actualmente ocupa la mayor parte de su tiempo al Máster de Psicopedagogía y es responsable de la Escuela de Debate Universitario en la fundación.

«La clave del éxito ha sido el ser sinceras y hablar entre nosotras para pensar siempre por el bien del equipo». A pesar de esto, confiesa que tuvieron un problema a la hora de asignarse los roles, y es que todas se sentían más cómodas en el papel de refutadoras, que consiste en demostrar los errores de la argumentación contraria. Pero claro, en todo equipo necesitaban además la figura del introductor y el conclusor, así que finalmente lo echaron a suertes.

«Para mí el V Torneo Nacional de Debate Universitario fue muy especial porque estuvimos las cuatro juntas, íbamos con muchos amigos, y como experiencia es una de las que más me ha marcado, no tanto el hecho de ganar, que es lo de menos», apunta esta malagueña de 22 años. Ante la pregunta de si repetirían la experiencia, tras un breve silencio y unas risas, dijo que deberían sentarse tranquilamente a discutirlo todas, pero que seguramente asistirían a otro torneo.

CRISTINA NEGRO Estudiante de máster de Psicopedagogía «La clave del éxito es ser sinceras y hablar entre nosotras para pensar siempre por el bien del equipo»

Remarcó la importancia de tener confianza en uno mismo: «Mucha gente no evoluciona porque dice que se bloquea. Si tú tienes confianza y te dices a ti mismo que puedes con ese miedo, te aseguro que puedes, solo hay que creérselo». Sin ir más lejos, a ellas les ocurrió algo parecido en el campeonato de Córdoba, «al principio lo pasamos fatal y comenzamos a disfrutar conforme pasábamos cada ronda». Como profesora tiene las ideas muy claras, y defiende a ultranza que las clases de oratoria y debate deberían ser obligatorias en la universidad o en el colegio, porque al final sirven mucho para tu vida, para el día a día.