Los discapacitados continúan la escalada contra el área de Movilidad

Los discapacitados se concentraron ayer para protestar a las puertas del Ayuntamiento, con sus lemas de ‘guerra’./
Los discapacitados se concentraron ayer para protestar a las puertas del Ayuntamiento, con sus lemas de ‘guerra’.

Un grupo porta carteles con lemas como ‘Área de Movilidad Restringida’ y ‘Movilidad, área hostil’. Su esperanza, dicen, es una reunión con el alcalde el día 20

PILAR R. QUIRÓSMálaga

Están en pie de guerra tras los informes técnicos del área de Movilidad en contra de que puedan usar los carriles bici en sillas de ruedas, más tarde corroborados por la Secretaría General del Ayuntamiento, mientras que explican que no cejarán en su empeño de conseguir ese derecho, que se aprobó por unanimidad en el pleno del pasado mes de abril impulsado por una moción del equipo de gobierno del PP. Los discapacitados volvían ayer a la carga y copaban los pasillos de la Casona y la entrada con los siguientes lemas:«Área de Movilidad Restringida (con una silla de ruedas tachada» y «Ayuntamiento de Málaga. Área de Movilidad Hostil a los Derechos de Personas con Discapacidad». Con los dos carteles, impresos en tamaño folio, se pasearon, por si alguien tenía duda, hasta llegar a la comisión de Urbanismo y Movilidad, que se celebraba en el salón de plenos.

Ayer tenían un nuevo asunto por el que luchar. Una moción de Ciudadanos por la que demandaban que todos los autobuses de la EMT tuviesen la doble rampa operativa de acceso para que no tengan que quedarse en tierra cuando no funciona una de las dos, como ya les ha pasado en ocasiones. El portavoz de la Agrupación de Desarrollo Málaga Accesible, Alfredo de Pablos, intervenía para explicar que en tan sólo cuatro líneas de autobuses que utilizan de forma esporádica cinco personas habían detectado 150 incidencias en un año.

La edil de Movilidad, Elvira Maeso, daba datos sobre la flota de autobuses de la EMT, y explicaba que de los 255 que hay, unos 80 tienen doble rampa, y que al día salían 180 en total a hacer las rutas.

Como el tema no parecía salir adelante, el concejal de Urbanismo y presidente de la comisión, Francisco Pomares hacía un inciso en la intervención de su compañera de filas Maeso para decirle que lo que hay que hacer con las rampas es que los afectados se reúnan con el gerente de la EMT, Miguel Ruiz, y que se le den las explicaciones oportunas. A esto, la concejal de Movilidad contestaba que las rampas se estropeaban en los autobuses de todas las ciudades. El edil de Urbanismo, tutelándola, insistía en que tenía que reunirse con el gerente, y que si las rampas están mal que se le pidieran responsabilidades a la empresa proveedora. «Pomares ha ejercido la autoridad haciéndole ver que tiene que mejorar este aspecto», según explicaba De Pablos. Finalmente, se aprobó por unanimidad que se hiciese una auditoría sobre la flota de la EMT y que se realizaran las acciones necesarias para garantizar el funcionamiento de las rampas.

El grupo Málaga Accesible tendrá una reunión con el alcalde Francisco de la Torre el próximo día 20 para tratar sus fuertes discrepancias con el área de Movilidad. «Tenemos depositada nuestra esperanza en De la Torre tras la serie de desatinos de Movilidad, que tiene que proteger nuestros derechos, no tutelar nuestra libertad;eso nos minusvalora», añadía de Pablos.

El informe del área. Maeso por fin lo facilita

La edil de Movilidad, Elvira Maeso, explicó ayer que la decisión de que las personas con discapacidad no circulen por los carriles bici es «técnica y no política, porque políticamente sí querríamos». En el informe de su área, que facilitó por fin ayer a este periódico, se explica que los discapacitados en sillas de ruedas se consideran peatones y como tales no pueden usar el carril bici, sólo en el supuesto de que la zona peatonal no sea transitable, tal y como subraya también el informe de la Secretaría General. Los afectados, que no pararon ayer de hacerse notar y dejaron huella en la Casona, indicaron:«La ley ya la conocemos, lo que queremos son derechos, y lucharemos para conseguirlos».