La policía agiliza el paso por Beni-Enzar con una vía para los vehículos con contrabando

La medida reduce considerablemente la espera de turistas a un lado y a otro de la frontera con Marruecos

E. P.MELILLA.
Paso fronterizo de Beni-Enzar entre Marruecos y Melilla. ::
                             EFE/
Paso fronterizo de Beni-Enzar entre Marruecos y Melilla. :: EFE

Este fin de semana comenzó a desarrollarse una nueva forma de acceso desde Melilla a Marruecos por la frontera de Beni-Enzar para impedir que los vehículos que se dedican al llamado 'comercio atípico' o 'contrabando' dificulten el paso del resto de automóviles que van en la misma dirección y así evitar a quienes quieren cruzar a uno y otro lado esperen colas kilométricas.

Según informaron a Europa Press fuentes policiales, en el primer día de funcionamiento del nuevo sistema «tuvo unos resultados excelentes» ya que reduce considerablemente las esperas de los turistas «porque consiste en situar una misma fila a los vehículos de contrabando y en la otra al resto».

Las citadas fuentes apuntaron que el trabajo inicial consiste en detectar a este tipo de trabajadores marroquíes que se dedican a pasar mercancías de un lado a otro de la frontera en sus vehículos, en su mayoría Renault 18, aunque también los hay de otros marcas y modelos, que «se ven a tres leguas» que se dedican a esta forma de comerciar, comprando productos en Melilla que no hay en su país y vendiéndolos más caros en Marruecos.

Asimismo, indicaron que también se habilitó una fila para los que llevan sus bultos en bicicletas, con el fin igualmente de que no interfieran en el resto de vehículos que quieren pasar a Marruecos y no tienen nada que ver con el contrabando.

Estas medidas se unen a otra que ya se puso hace unos diez días y que consistió en abrir una puerta lateral del puesto fronterizo para aquellos que pasan contrabando a pie, y con ello no tener que forzarles a ir por Barrio Chino, como se había planteado en un principio.

El objetivo de todas estas acciones «es agilizar el paso a los melillenses y también a quienes no trabajan en el contrabando» y evitar así esperas kilométricas por la cada vez mayor presencia de trabajadores del 'comercio atípico', que en un mismo día intentan hacer el mayor número de 'viajes' para ganar más dinero.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos