Vecinos de Benajarafe, en pie de guerra por una antena de móvil ilegal

Medio millar de residentes en la Cortijada de los Pérez reclaman al Ayuntamiento su retirada inmediata, y el Consistorio alega que no tiene autorización judicial

EUGENIO CABEZASVÉLEZ-MÁLAGA.
Vecinos del núcleo veleño, en la protesta de la pasada semana. ::
                             E. C./
Vecinos del núcleo veleño, en la protesta de la pasada semana. :: E. C.

Los vecinos de la Cortijada de los Pérez, en el núcleo costero veleño de Benajarafe, están ya «hartos» de esperar y de promesas incumplidas de los diferentes equipos de gobierno que han pasado por el Ayuntamiento en los últimos años. «No entendemos cómo la antena puede seguir ahí en pie, habiendo sido ya declarada ilegal por un juzgado, matando cada vez a más gente, porque cada semana sale un nuevo caso de cáncer en la zona», asegura a SUR Antonia Delgado, la portavoz de las familias afectadas por la antena de telefonía móvil situada junto a la Torre Moya, un enclave declarado como Bien de Interés Cultural (BIC) por la Junta de Andalucía.

«En el Ayuntamiento no nos aclaran el motivo de porqué no se quita la antena de una vez por todas. Lo último que nos respondió el alcalde, Francisco Delgado Bonilla (PP), en un pleno, a finales del pasado mes de mayo, fue que el juzgado no ha autorizado la entrada en un domicilio que existe junto a la antena, pero yo me preguntó que qué domicilio ni qué excusas, que esa es una antena ilegal, que no tiene licencia y que está destrozando la vida a decenas de familias», relata visiblemente angustiada esta vecina, quien asegura que los vecinos están convencidos de que las radiaciones del dispositivo están detrás de los alrededor de 50 casos de cáncer detectados en las inmediaciones en los últimos cinco años.

«Por aquí han pasado los del PSOE, los de IU, los de UPYD y ahora los del PP y todos nos han prometido que iban a quitarnos la antena pero ninguno ha hecho nada, ahí sigue», se lamenta Delgado, quien anuncia que no van a dejar su lucha hasta conseguir la retirada de un dispositivo que lleva instalado desde hace 18 años.

Dos casos en Torre del Mar

Por su parte, el portavoz del equipo de gobierno del PP, Jesús Lupiáñez, reconoció ayer a SUR que son «conscientes» de la angustia que están viviendo estos vecinos, un centenar de los cuales, la pasada semana, se volvieron a manifestar junto a la antena. «Estamos tratando de resolver la cuestión, pero parece que aún no tenemos la autorización judicial para desmantelarla», aseguró Lupiáñez.

El caso de la antena de Benajarafe no es el único del municipio, pues en la urbanización Viña Málaga, en Torre del Mar, los vecinos también reclaman la retirada de otras dos antenas instaladas sin autorización. Según los datos de la Concejalía de Urbanismo, el Ayuntamiento de Vélez tiene incoados un total de 39 expedientes de protección de la legalidad urbanística (Eplus) a antenas de telefonía instaladas en el municipio.