Investigan un incendio que calcinó cinco coches y causó daños a un sexto en Nerja

La Guardia Civil del puesto principal de Nerja está investigando el origen del incendio que calcinó por completo en la madrugada de ayer un total de cinco vehículos estacionados en una parcela situada en la calle Puente Viejo, junto a una rotonda y al cauce del río Chíllar, y que provocó daños en un sexto vehículo

EUGENIO CABEZASNERJA.
El siniestro, del que se sospecha que fue provocado, tuvo lugar en la madrugada de ayer junto a la calle Puente Viejo. :: E. C./
El siniestro, del que se sospecha que fue provocado, tuvo lugar en la madrugada de ayer junto a la calle Puente Viejo. :: E. C.

La Guardia Civil del puesto principal de Nerja está investigando el origen del incendio que calcinó por completo en la madrugada de ayer un total de cinco vehículos estacionados en una parcela situada en la calle Puente Viejo, junto a una rotonda y al cauce del río Chíllar, y que provocó daños en un sexto vehículo. Los vecinos de los bloques colindantes fueron los que dieron la voz de alarma al filo de las 00.30 horas de la madrugada de ayer, y hasta el lugar se desplazaron varias dotaciones del Consorcio Provincial de Bomberos (CPB), tanto del retén de Nerja, como del parque de Vélez, así como Policía Local y Guardia Civil.

No obstante, los especialistas no pudieron evitar que cinco de los vehículos quedaran totalmente calcinados, mientras que un sexto resultó parcialmente dañado, en su parte posterior. Gracias a la intervención de los Bomberos, las llamas no se extendieron a más vehículos, pues en la parcela había al menos media docena más de automóviles estacionados muy próximos. No obstante, los vecinos mostraron ayer su «indignación» por la tardanza de los efectivos contraincendios. Así, una de las propietarios se lamentaba porque hacía dos semanas que había cambiado el seguro de 'todo riesgo' a terceros.

Aunque está pendiente de la investigación, todo apunta a que el origen del fuego fue provocado en, al menos, uno de los automóviles, y de este, se extendió al resto. No es la primera vez que arden vehículos en esta misma zona. En septiembre de 2010 se quemaron un turismo y una furgoneta de una empresa local, cuyo dueño sufrió hace dos meses un segundo incendio en otro vehículo.