La ocupación en el interior sube hasta el 78% en el puente de la Constitución

La oferta rural incrementa las reservas en diez puntos respecto al pasado año, frente al litoral que no logra llegar al 45% de las plazas

PILAR MARTÍNEZ PMARTINEZ@DIARIOSUR.ESMÁLAGA.
Turistas en una bodega de Ronda, una de las comarcas con más demanda junto a la Axarquía. :: Sur/
Turistas en una bodega de Ronda, una de las comarcas con más demanda junto a la Axarquía. :: Sur

Pese al enfriamiento de la demanda nacional por la crisis económica, la oferta de interior en este puente de la Constitución y la Inmaculada consigue mejorar los registros del pasado año en estas mismas fechas. Así, los alojamientos de turismo rural ocuparán una media de el 78% de sus plazas, según los datos facilitados ayer por la directora comercial del mayor operador del sector Rural Andalus, Monsalud Galindo. Esta cifra supone diez puntos más que la alcanzada el pasado ejercicio, pero queda lejos del lleno tradicional de este puente antes del impacto de la crisis en el turismo. «La fiesta de la Constitución y la Inmaculada marcaban el puente estrella del año, con niveles de negocio similares a los de una Semana Santa. De ahí que aunque hayamos mejorado y alcancemos el 78%, los datos no son buenos», sentenció Galindo. Según los datos del Patronato de Turismo, el interior de la provincia cuenta ya con más de 6.800 plazas alojativas, de las que casi 5.000 son las viviendas turísticas de alojamiento rural.

El panorama es completamente diferente en el litoral de la provincia, dado que la ocupación no alcanzará los niveles del puente de 2011 y se quedará en torno al 42% de las plazas, pese a que en la actualidad la oferta se ve reducida en un 35% debido a los cierres de hoteles por temporada. Estas son las previsiones que baraja la Asociación de Empresarios Hoteleros de la Costa del Sol (Aehcos), cuyo presidente, José Carlos Escribano, justificó este descenso de las expectativas en el enfriamiento de la demanda nacional. Aún así, Escribano mostró su confianza en mejorar algo estas previsiones. «Los pronósticos que barajamos de que hará buen tiempo puede animar a andaluces y españoles en general a salir en el último momento», dijo.

Diferente perfil

Desde Aehcos, que cuenta con más de 350 establecimientos hoteleros asociados y representa a más de 88.000 plazas de alojamiento, apuntaron que el volumen de reservas indican que el puente se quedará en un volumen de negocio similar al de un fin de semana.

También difiere el perfil de cliente del interior con el de la costa. En las casas rurales, con más tirón que los hoteles del interior, la mayoría de las reservas están en manos de familias andaluzas que han decidido moverse a destinos muy próximos. En los establecimientos hoteleros del interior se han lanzado ofertas en las que se incluye la media pensión o alguna actividad vinculada con la naturaleza o la gastronomía.

Por contra, en el litoral la mayoría de los clientes son internacionales y nada tiene que ver con el impacto del puente, para el que los hoteleros también han recurrido también a las ofertas. El presidente del Consejo de Turismo de la CEA, Miguel Sánchez, dijo que la crisis, con la proximidad del puente a la Navidad, ha mermado las reservas. «Las familias tienen que priorizar y están sacrificando salir en estas fechas», aseguró.

El trasiego de turistas se dejará notar en el aeropuerto de Málaga-Costa del Sol, en el que se esperan desde hoy y hasta el próximo domingo más de 120.000 pasajeros en los casi 800 vuelos que hay programados en apenas cinco días. El próximo domingo será la jornada más intensa con 187 aterrizajes y despegues, que aportarán casi 30.000 viajeros.

En la estación María Zambrano también se notará el refuerzo de plazas de Renfe, que ha añadido casi 18.000 plazas en los servicios de media y alta velocidad de Andalucía desde hoy y hasta el próximo domingo 9 de diciembre.