Casi 7.000 alumnos acuden el martes a la primera Selectividad que condiciona las becas

Los estudiantes tendrán que sacar un 5,5 entre esta prueba y su expediente académico para optar a una ayuda económica

M. ÁNGELES GONZÁLEZMÁLAGA.

Comienza un fin de semana de nervios y últimos repasos para los 6.981 alumnos que el próximo martes se enfrentarán en Málaga a las Pruebas de Acceso a la Universidad (PAU). Este año, además, muchos de ellos sentirán una presión añadida, ya que por primera vez estos exámenes condicionarán la concesión de las becas. El endurecimiento por parte del Ministerio de Educación de los requisitos necesarios para obtener ayudas económicas dejará sin esta prestación a quienes no obtengan al menos un 5,5 entre el resultado de la Selectividad, sin contar la parte específica, y su expediente de Bachillerato, con independencia de los niveles de renta. Esto supone medio punto más que hasta ahora, mientras en el caso de la beca salario, la calificación mínima exigida se eleva hasta el 6.

Aunque en el caso de Málaga la Universidad no ha calculado cuántas personas pueden verse afectadas por esta medida, según explicó ayer el vicerrector de Estudiantes de la UMA, Juan Antonio Perles, los rectores españoles la han rechazado de plano argumentando que no comparten que «en un momento de crisis como el que hay las familias se vean sometidas a otro punto más de requerimiento que afecta a su economía», como indicó hace un par de semanas la presidenta de la Conferencia de Rectores de Universidades Españolas (CRUE) y rectora de la Universidad de Málaga (UMA), Adelaida de la Calle.

Esta es la principal novedad de la Selectividad de este año, en la que los alumnos de Bachillerato y de Formación Profesional de Grado Superior (FPGS) finalmente no tendrán que someterse a una prueba oral de idiomas al posponerse esta al curso 2013/2014 por motivos logísticos y económicos, según explicó la CRUE.

Subir nota

De los 6.981 estudiantes que tienen previsto empezar el día 19 la Selectividad -328 más de los matriculados en la pasada convocatoria-, un total de 1.001, el 14,3%, solo realizarán la fase específica, de carácter optativo y que permite mejorar la nota hasta un tope de 14 puntos para acceder a las carreras más demandadas. La mayor parte, 559, son alumnos de Bachillerato que el pasado año no consiguieron la nota suficiente para acceder al grado deseado y vuelven a enfrentarse a estos exámenes para mejorar su calificación. El resto, 442, provienen de los ciclos formativos.

A la fase general, de carácter obligatorio para los alumnos de Bachillerato, acudirán 5.980 alumnos, de los que el 56,37% (3.371) son mujeres y el 43,63% (2.609), hombres. Las féminas también son mayoría en la fase específica.

Las pruebas, que comenzarán el martes a las 8.30 horas y se prolongarán hasta el día 21 y el 22 para casos de incompatibilidades horarias, constan de cuatro exámenes en la fase general (comentario de texto, filosofía o historia y lengua extranjera más un ejercicio sobre una materia de la modalidad de 2º de Bachillerato). Cada examen se califica de 0 a 10 y la prueba se considerará superada a partir de una nota media de 5.

En la fase específica, de carácter optativo, se puede realizar un máximo de cuatro ejercicios de materias de modalidad de 2º de Bachillerato que estén relacionadas con la carrera que se quiere cursar.