Las bandas toman el Centro

Alrededor de 800 jóvenes artistas tocarán bandas sonoras y piezas españolas en la plaza de la Constitución, la de las Flores y calle Larios Diez agrupaciones pondrán música a la mañana del sábado en tres enclaves

REGINA SOTORRÍOMÁLAGA.
Actuación de una banda juvenil de música en la plaza de las Flores. ::
                             SUR/
Actuación de una banda juvenil de música en la plaza de las Flores. :: SUR

El sábado por la mañana suena a pasodoble, a jazz y a música de cine en el centro de la ciudad. La Fundación Musical de Málaga convoca por quinto año consecutivo el Encuentro de Bandas Juveniles de Música, un evento que convierte en escenario tres enclaves de la capital: plaza de la Constitución, plaza de las Flores y calle Larios. Las notas se escucharán simultáneamente en los tres espacios de 11.00 a 13.00 horas, interpretadas por diez agrupaciones juveniles que se irán turnando con distintos programas. Priman, eso sí, los autores españoles y todo será música no sacra.

«Los niños tienen aquí la oportunidad de tocar ante un público masivo y, al mismo tiempo, Málaga puede escuchar lo que las bandas juveniles saben hacer», resaltó Manuel Sánchez Benedito, presidente de la Fundación Musical de Málaga. «Queremos que sea un día festivo y poner la banda sonora al bullicio de la Málaga comercial», añadió Luis Naranjo, responsable de actuaciones de la institución.

Participantes

Ese ambiente especial del sábado por la mañana lo harán posible alrededor de 800 jóvenes artistas, de entre 7 y 20 años, pertenecientes a la Banda Juvenil de Música Miraflores-Gibraljaire, la Banda de Música de la Hermandad de Zamarrilla, la Banda de Música de la Archicofradía de la Expiración, la Banda de Música de la Archicofradía de la Esperanza, la Banda de Música Nuestra Señora de la Paz, la Banda Juvenil de Música Cruz de Humilladero, la Banda Sinfónica Virgen de la Trinidad, la Banda San Isidro Labrador (Churriana), la Banda de Música de la Asociación Juvenil Musical Las Flores y la Banda Santa María de la Victoria.

Tocarán un repertorio variado, accesible a todos los públicos, con obras sinfónicas, temas clásicos del séptimo arte, pasodobles y hasta jazz. Y es que el trabajo de una banda no se limita a las composiciones religiosas de Semana Santa. Lo sabe bien Silvia Olivero, directora de la Banda Asociación Juvenil Musical Las Flores. «Abarcamos un abanico musical muy amplio. La música de las bandas está presente durante los doce meses del año», indicó la también profesora de Dirección de Orquesta en el Conservatorio Superior de Música. Olivero resaltó la «madurez» de los integrantes de estas agrupaciones que, pese a su corta edad, «logran un resultado sonoro muy profesional». «Compartir eso es una necesidad vital de la banda, del músico y de la ciudad», apuntó la directora, que propone un programa con composiciones «que harán vibrar al público: no solo podrán escuchar la música, sino también bailarla».

Y algo se mueve en el sector, que crece y año tras año gana en calidad. En el primer encuentro de la Fundación Musical de Málaga participaron nueve conjuntos. Hoy ya son diez. Y puede que el año que viene lleguen a los once, tal y como dejó caer Luis Naranjo. «Hay un hervor musical inmenso», confirmó Silvia Olivero. Por eso, tanto ella como Sánchez Benedito echaron en falta «más proyección en la ciudad» de estas jóvenes agrupaciones. Ahí queda el mensaje. Queda trabajo por hacer.