Hallan en la playa de Horcas Coloradas el cadáver de un hombre que murió ahogado

El fallecido fue localizado por un melillense que paseaba con su perro por esta zona de la ciudad

SURMELILLA.

Un hombre que paseaba a su perro ha localizado en una playa de Melilla el cadáver de una persona de raza negra que, según la autopsia, murió ahogado y que llevaba a la cintura la cámara de aire de la rueda de un vehículo.

Según informó ayer la Guardia Civil en una nota de prensa, el cuerpo sin vida fue localizado en la mañana del pasado domingo, junto a la orilla de la playa de Horcas Coloradas.

La persona fallecida es un varón, de raza negra, de entre 25 y 30 años, de complexión fuerte y pelo corto, con una cicatriz «muy característica» debajo de la boca. Llevaba puesto dos pantalones, dos camisetas y dos sudaderas, y no portaba ningún tipo de documentación, tan solo 20 dirham (moneda marroquí).

Según los resultados de la autopsia, la causa de la muerte es por asfixia mecánica por inmersión, esto es, ahogamiento, y se calcula que en el momento de su localización llevaba entre 24 y 48 horas.

Colaboración

Desde la Guardia Civil se solicita la colaboración ciudadana para identificar a esta persona, a la que se han extraído muestras de ADN y de las huellas dactilares. En caso de necesidad, el número de teléfono de la Comandancia de la Guardia Civil de Melilla 952.69.60.33, y la extensión directa número 1302, correspondiente al Grupo de Personas de la Unidad Orgánica de Policía Judicial.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos