Refuerzan la seguridad con vigilantes las 24 horas del día

M. A. G.MÁLAGA.

Los ladrones han destrozado casi por completo el interior de la nave en la que se almacena la droga decomisada por los cuerpos de seguridad. Los sistemas de seguridad electrónicos también han sufrido las consecuencias del asalto, por lo que la Subdelegación del Gobierno ha optado por reforzar la vigilancia en las instalaciones con la presencia de dos profesionales las 24 horas del día, los siete días de la semana, tal y como confirmó ayer el subdelegado, Hilario López Luna, que señaló que la Guardia Civil también está permanentemente custodiando el recinto.

Antes del asalto, las instalaciones eran vigiladas por un empleado de una empresa de seguridad de 7.00 a 15.00 horas, de lunes a viernes. Cuando terminaba su turno, depositaba las llaves en un sobre y lo entregaba en el cuartel de la Guardia Civil en el puerto.

Los ladrones, según pudo saber SUR, inutilizaron el sistema de videovigilancia, así como la alarma, que no llegó a accionarse. Destrozaron el bombín de la puerta y penetraron en el búnker en el que se almacenan los alijos. Para ello, según los primeros indicios, habrían utilizado una lanza térmica para abrir un agujero en la cámara acorazada. Una vez dentro, seleccionaron la droga que iban a llevarse y se dieron a la fuga.