El nuevo gobierno de Alcaucín impulsará la regularización de las viviendas ilegales

PP, PA y Los Verdes firman un pacto por el que se comprometen a sacar adelante el PGOU y regularizar las casas fuera de ordenación

AGUSTÍN PELÁEZVÉLEZ-MÁLAGA.
Mario Blancke, Domingo Lozano y María Antonia Guerrero tras firmar el pacto de gobierno. ::
                             A. P./
Mario Blancke, Domingo Lozano y María Antonia Guerrero tras firmar el pacto de gobierno. :: A. P.

Impulsar la regularización de viviendas fuera de ordenación existentes en el municipio. Este será uno de los principales objetivos del nuevo gobierno del Ayuntamiento de Alcaucín durante la próxima legislatura, formado por PP, PA y Los Verdes. Las tres formaciones políticas suscribieron ayer el pacto que les permitirá gobernar los próximos cuatro años en el Consistorio, un pacto que deja fuera de las responsabilidades de gobierno al PSOE, como fuerza más votada, y al partido independiente (PITA) con el que concurrió el exalcalde José Manuel Martín, principal imputado en el 'caso Arcos' contra la corrupción urbanística.

Según señaló el candidato a la Alcaldía, una de las prioridades del los tres grupos que conforman el pacto de gobierno «será dar la máxima estabilidad jurídica a los ciudadanos, solucionarlo todo para que cumpla con la ley y para que la gente pueda estar tranquila y no tenga la problemática de pensar qué ocurrirá con sus viviendas».

Lozano ha manifestado asimismo que el tripartito trabajará también con la finalidad de culminar la redacción del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) del municipio y en la recepción de las urbanizaciones que cuenten con los requisitos necesarios y siempre dentro de los que marque la Ley.

En términos similares se ha expresado el candidato de Los Verdes, Mario Blancke, que será el segundo teniente de alcalde del Ayuntamiento, quien ha culpado la «desorganización urbanística» que ha imperado en Alcaucín a la Junta de Andalucía, administración, que dijo, «no puede decir que no sabía nada». Blancke ha anunciado que defenderá las casas que han sido adquiridas de buena fe. «Aquí hay mucha gente que, de buena fe y cumpliendo con todos los trámites legales, ha comprado o construido su casa, y esa gente no puede ser víctima de la no aplicación de la ley por parte de la Junta, que es la primera responsable de lo que ha ocurrido, pues no puede negar que sabía lo que estaba pasando y no hizo nada por solucionarlo», ha afirmado Blancke.

La candidata andalucista, María Antonia Guerrero, ha defendido la firma del pacto con PP y Los Verdes como la decisión más acertada «para que Alcaucín cambie su trayectoria».

Delegaciones

Según el acuerdo alcanzado entre los tres grupos, el PP, además de la Alcaldía, llevará las delegaciones de Infraestructuras, Obras, Servicios Municipales, Economía y Hacienda, Personal, Seguridad Ciudadana, Festejos, Juventud y Deportes; mientras que el PA dirigirá Educación, Bienestar Social, Salud y Consumo, Mujer, Igualdad, Tercera Edad y Barriadas.

Por su parte, Los Verdes se quedan con Turismo, Medio Ambiente, Atención al Residente, Cultura, Agricultura, Vivienda y Urbanismo.

Las irregularidades cometidas en los últimos años en la gestión urbanística e inmobiliaria del municipio ha hecho que Alcaucín haya estado y siga estando en el punto de mira, de ahí que el nuevo gobierno se haya marcado como objetivo lograr que la situación se normalice.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos