Los ciclistas reivindican su espacio

La marcha, que se celebró de manera simultánea en otras tres localidades, logró reunir a 1.500 personas en toda la Costa del Sol

CRISTINA GONZÁLEZMARBELLA.
La marcha partió de la avenida del Mar y recorrió varias calles del centro. ::
                             JOSELE-LANZA/
La marcha partió de la avenida del Mar y recorrió varias calles del centro. :: JOSELE-LANZA

Una marea azul inundó ayer las calles de Marbella. Más de 400 personas se enfundaron la camiseta reivindicativa, con lemas como 'Un coche menos' o 'Carril bici ¡ya!' y se subieron a la bicicleta para reclamar a golpe de pedalada que la ciudad y, por extensión, la Costa del Sol cuente con una red de carriles bici que facilite los desplazamientos y frene la dependencia del coche. «Los que ha hecho hasta ahora el Ayuntamiento los ha hecho sin consultar a los que saben y sin darles ninguna continuidad», se lamentaba Paco Casaurran, uno de los que presume de haber convertido la bicicleta en su medio de transporte, aunque a veces viva algunas «situaciones complicadas».

Niños y no tan niños, familias enteras, jubilados, ciclistas con su mascota en la mochila. Todos recorrieron las calles céntricas de la ciudad durante una hora para reivindicar su espacio y defender que hay sitio para todos: para los ciclistas, para los coches y para los peatones. «La gente se queja de que no puede andar por el paseo marítimo porque tiene que estar pendiente de las bicicletas y a nosotros nos pasa al contrario, por lo que sería mejor que hubiera un carril específico que además sería fácil de hacer», apuntaba Juan Carrasco, que se ve obligado a echar su vehículo de dos ruedas al coche cuando quiere practicar una afición que le acompaña desde la infancia.

Esa pasión por el ciclismo también se la está inculcando Ester González a sus hijos, aunque tenga que luchar con las limitaciones de Marbella. «Vivimos en Bella Vista y es complicado circular porque hay que ir esquivando a la gente, que encima te mira mal», reconoce. Tiene claro que una red de carriles bici sería una garantía de seguridad para todos. Mientras tanto tiene que conformarse con recorrer el paseo marítimo, el único espacio que le da cierta tranquilidad cuando circula con los pequeños, que ayer disfrutaron de la multitudinaria marcha en una mañana casi veraniega.

Organizada por Marbella Bycivic, Fuenmijas en Bici, Ruedas Redondas, La Vereíta, y patrocinada por la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Occidental, la I Marcha Simultánea por la Bici como Alternativa de Transporte no se celebró solo en Marbella. Fuengirola, Mijas y Málaga se sumaron a la iniciativa. En total, se movilizaron más de 1.500 personas en las cuatro localidades, en las que el broche lo puso la lectura de un manifiesto donde se reclamó para este medio de transporte un «papel destacado».

Servicio gratuito

Entre otras cuestiones, instaron a los ayuntamientos a la instalación de 'aparcabicis', a que se permita subir los vehículos en los autobuses o a que se habilite un servicio gratuito de préstamo, siguiendo el modelo de Barcelona o Sevilla. «La bicicleta no puede ser considerada la enemiga de los vehículos y los peatones. Debemos estudiar la manera de habilitar los espacios para que convivan sin conflictos», añadía el manifiesto leído en los cuatro municipios costasoleños.

La pelota está ahora en el tejado de las administraciones. «El éxito de la marcha debe hacer reflexionar sobre la importancia que debe tener la bicicleta en el futuro, ya que es un medio totalmente legítimo para los desplazamientos por la ciudad», defendió Juan Sánchez, presidente de la Mancomunidad, que recordó que el Plan de Movilidad Sostenible que impulsa el ente supramunicipal incluye como propuestas la creación de una red de carriles bici y de un corredor litoral para peatones y ciclistas que conecte todos los paseos marítimo desde Manilva a Torremolinos.