La moda toma medidas a la Red

Firmas como Mango y El Corte Inglés ya disponen de tiendas 'online', mientras que Zara dará el salto en septiembre. Las marcas textiles españolas comienzan su desembarco en el prometedor mercado de Internet

ANDER CARAZOMADRID.
La moda toma medidas a la Red

Ya nadie tiene una excusa convincente para no ir a la moda. Con un solo click, se puede comprar ropa nueva en la extensión digital de las principales tiendas. Tras la apertura a mediados de año del establecimiento 'online' de Springfield y una específica textil de El Corte Inglés, el 2 de septiembre Zara dará el salto a la Red. Pero no son los precursores. En 2000, las firmas españolas Mango y Women Secret ya tenían su sucursal en Internet.

Los datos muestran que los españoles todavía no se atreven a renovar su vestuario por la Red. El pasado año, se hicieron vía web el 1,1% de las compras de ropa, lo que supuso un desembolso de 191 millones de euros. Esta cifra queda muy lejos de los más de mil millones que se gastan los internautas en viajes.

Por fortuna para el sector, un estudio de ISEM Fashion Business School anticipa que en cinco años estas transacciones crecerán hasta el 6,4% y alcanzarán los porcentajes de facturación que actualmente presenta Reino Unido. Ya durante 2009, el total de las ventas 'online' en España creció un 6,7%, mientras en países como Italia y Francia subieron más de 20 puntos porcentuales. Los autores de la investigación apuntan directamente a la crisis como la razón para tan discreto aumento.

En 2010, según la empresa de análisis DBK, este sector cerrará el ejercicio con unos ingresos de 370 millones de euros. Para el próximo año prevé que esta cifra se duplique y llegue a los 650 millones. Asegura que las cadenas de moda tradicionales ganarán cuota de participación en el mercado gracias al desembarco de nuevas empresas en Internet.

El estudio de DBK destaca que los 'outlets online' controlan actualmente el 61% de las ventas textiles. En el ejercicio 2008-2009, se estima que el negocio de estas webs que venden ropa con pequeñas taras o restos de temporada, se duplicó y alcanzó los 195 millones de euros, una cifra de negocio diez veces superior a la contabilizada en 2006-2007.

Los británicos, junto a los alemanes y los franceses, son los europeos que más compran en la Red. La tradición de venta por catálogo, la dureza del clima invernal y el alto porcentaje de hogares con acceso a Internet contribuyen a que estos países europeos sean los que más dinero gastan en comercio electrónico.

Una empresa tan global como H&M considera «todavía temprano» abrir su extensión web en España y todavía no tienen planes de implantación. Por ahora poseen sucursales 'online' en siete países -este año está prevista su apertura en Reino Unido- «en los que la marca está mucho más años instaurada», y se justifican recordando que en España «sólo llevan diez años».

La directora de comercio electrónico de Cortefiel, Patricia Benito, discrepa y tras diez años de experiencia de su filial Women Secret cree que el mercado «está preparado». «El usuario de Internet es el más afín con la marca», destaca. La web de ropa íntima supone el 1% del total de sus ventas, 1,76 millones. Benito considera que esta experiencia les ha proporcionado conocimientos que ahora pueden utilizar para la salida al mercado de Springfield, y próximamente para Cortefiel y Pedro del Hierro.

Los dirigentes de Springfield prefieren pisar sobre seguro y hacer una progresión escalonada. Este año se limitarán a su negocio web en España, pero tienen previstas, en fechas aún por determinar, las aperturas de sus tiendas digitales en Reino Unido, Portugal, Francia y Rusia.

La filosofía de Inditex es diferente. El 2 de septiembre, coincidiendo con el comienzo de la campaña otoño-invierno, Zara abrirá su primer establecimiento virtual. Será accesible en seis países europeos y esperan extender sus servicios a Corea, Japón y Estados Unidos en 2011. «Este lanzamiento es un paso estratégico importante en la búsqueda permanente que el grupo realiza para ofrecer el mejor servicio», defendió el vicepresidente y consejero delagado de Inditex, Pablo Isla, en su última cita con los accionistas. La empresa fundada por Amancio Ortega ya está en la Red con Zara Home.

Mayor facturación

El Corte Inglés lanzó en junio una web específica de moda en la que se puede comprar desde cualquier punto del planeta. En ella se pueden encontrar más de 300 marcas para hombres, mujeres y niños.

Desde 2000, otra marca nacional como Mango vende ropa en la Red. Hoy opera en 37 países de Europa, Norteamérica y Asia, y ya cuenta con una facturación que supone un punto porcentual del total de sus ventas. En 2010 esperan doblar su cifra de negocio hasta alcanzar los 24 millones de euros y son optimistas, ya que en un plazo de tres años cuentan con multiplicar por siete su facturación.

Ezequiel Szafir, director general de Cortefiel, compara el negocio electrónico con los centros comerciales. Recuerda que cuando se abrieron las primeras grandes superficies en España, todos lo consideraron una tradición americana y auguraron su fracaso frente a la tienda tradicional. «Ahora triunfan y es donde la gente compra», apunta Szafir y cree que pasará lo propio con el comercio 'online'.